Otra vez el celular y el Instagram le jugaron una mala pasada a la diva de los teléfonos. En junio había tenido un blooper cuando transmitió en vivo y dijo que “Tinelli no es querido”, luego de los Martín Fierro.

“No quiero tocar más el teléfono, soy peligrosa”, dijo y subrayó que “es una porquería”.

Ahora, unos meses después, la mujer de 74 años volvió a publicar algo sin querer. Esta vez fue una selfie a cara lavada recostada en su cama. Pese a que ella lo eliminó rápidamente, las fotos no tardaron el viralizarse.

Susana Giménez

FUENTE: Ciudad.com.ar
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario