Fútbol caliente.. 

El escandaloso rumor de peleas en el vestuario de River

Tras el empate de River en Tucumán, rumores afirman que hubo trompadas entre Demichelis y algunos jugadores.

Por  Claudio Serra

Luego del empate de River en Tucumán, los rumores sobre una escandalosa pelea entre el técnico y algunos jugadores, comenzaron a circular.

La igualdad entre el Millonario y Atlético Tucumán 0 a 0, dejó versiones sobre una supuesta crisis desatada tras la desobediencia de Esequiel Barco que ejecutó dos penales, más allá que el director técnico Martín Demichelis había ordenado que la segunda ejecución quede a cargo de Miguel Borja.

Los rumores indican que tras la llegada al vestuario en el entretiempo y el reemplazo de Barco por Franco Mastantuono, se habría producido una pelea a trompadas, que fue alimentada por las supuestas marcas que tenían en sus rostros, tanto el entrenador como el volante ex Independiente.

Aclaró Demichelis

Fue el propio técnico que a la salida del estadio del Decano, quien afirmó que la marca en su cara “es un hongo esto, es un hongo”, y dijo que esa particularidad que se podía observar en el lado derecho de su rostro y en el cuello era producto de una bacteria. Antes ya había minimizado los penales fallados por Barco.

“A cualquiera le puede pasar de errar un penal, en este caso dos. Consideré que no estaba emocionalmente al 100% en el entretiempo como para que siguiera jugando. Es un gran chico”, dijo en entrenador en rueda de prensa.

“Ya pidió disculpas porque no es egocéntrico. Él no quería ceder la pelota, pero de todo se aprende. Seguramente, se lleve una gran experiencia. Repito, consideré que no estaba emocionalmente al 100% para jugar en el segundo tiempo”, esbozó.

Embed - "BARCO NO ESTABA EMOCIONALMENTE PARA SEGUIR JUGANDO": Demichelis tras el empate de River en Tucumán

Sobre los encargados de patear, dijo que tanto Barco como Borja pueden hacerlo. “Muchas veces, resuelven los chicos dependiendo sus sensaciones. Cuando erró Esequiel, participé para pedirle que sea Miguel, no se dio y todo el desenlace posterior ya es conocido”, declaró.

“Lo que tenemos que hablar puertas adentro, lo hablamos. Incluso, Esequiel ya pidió disculpas. Lo necesitamos y lo necesitamos muy bien. Es un jugador desequilibrante, que lo venía haciendo muy bien. Después de errar el segundo penal, se vieron situaciones erráticas para él, que normalmente son atípicas. Por eso consideré que no estaba emocionalmente para seguir”, argumentó.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: