En los próximos días se prevé que haya demoras en los vuelos, ya que los gremios aeronáuticos adelantaron que habrá asambleas para manifestarse en contra de las políticas aerocomerciales del Gobierno. Los gremios aeronáuticos se declararon en "estado de alerta y movilización" y pidieron el "compromiso" y la "intervención" de "todas las fuerzas políticas" para modificar la estrategia oficial sobre la actividad aérea.

"Vamos a ir anunciando cuándo serán las asambleas que se producirán por empresas. Por el momento no habrá demoras específicas, pero iremos viendo con el correr del tiempo qué surge de las asambleas", explicó el secretario general de la Asociación del Personal Técnico Aeronáutico (APTA) Ricardo Cirielli, alineado con el krichnerismo.

El sindicalista habló de "abuso de poder e incumplimiento de los deberes de funcionarios públicos de los responsables de Aerolíneas Argentinas" y dijo que seguirán defendiendo la empresa de bandera "porque vuela a lugares estratégicos del país donde otras empresas no van porque no es rentable". Los gremios acusan al Ejecutivo de favorecer a las compañías aéreas extranjeras.

Cirielli dijo que la Argentina "necesita una industria aercomercial y lo merece" e indicó que "antes había un proyecto de Aerolíneas Austral, mientras que ahora no hay nada". "No han incorporado un sólo avión, los que llegaron fueron comprados por el gobierno anterior", recordó.

Cuestionó además que Aerolíneas "vende pasajes baratos, en desmedro de la línea de bandera" y consideró que esta medida es "consecuencia de un plan económico y una política aerocomercial que no beneficia a ningún argentino".

El origen del conflicto

La mayoría de los gremios aeronáuticos consideran que hay "ahogo financiero" en las empresas nacionales y responsabilizan al ministro de Transporte Guillermo Dietrich de "entregar el mercado a los intereses de la industria extranjera". La tensión de los sindicatos con el Gobierno aumentó con la resolución firmada pasada con los Estados Unidos, que habilitó la apertura ilimitada de rutas y frecuencias entre ambos países.

Los gremios creen que detrás de este convenio hay una intención del Gobierno en debilitar a la línea aérea de bandera. "El acuerdo evidencia un Estado verdaderamente hostil hacia la industria aeronáutica nacional", denunciaron los sindicatos en un comunicado.

"Es claro el objetivo emprendido por la administración del ministro Dietrich en llevar adelante la más agresiva e impune entrega del mercado nacional a los intereses de la industria extranjera, sin importar el impacto negativo que ese modelo ocasionara sobre la fuente laboral de todos los trabajadores aeronáuticos argentinos", cuestionaron.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario

Encuesta

En vacaciones de invierno

Viajo al exterior
Viajo por el país
No viajo, pero descanso en casa
No viajo, ni descanso
ver resultados