Este miércoles, un poco antes de medianoche, Cristian Antonio Romero salía de cargar combustible en una estación de servicio del barrio Coronel Arias y se volvía a su casa en Los Huaicos. Manejaba una Toyota Hilux blanca del Gobierno de la provincia, donde trabaja como chofer. Pero en lugar de llegar a su casa, Romero terminó la noche en el hospital Pablo Soria.

Después de salir de la YPF que se encuentra sobre avenida Savio y antes de lograr ingresar en la ruta 9, dos motos encerraron a Romero y, a punta de pistola, lo obligaron a detener la camioneta. Subieron y lo obligaron a manejar por la ruta 66 hasta llegar a la altura del barrio Teniente Estévez. Allí los ladrones lo abandonaron con los pies y las manos atados con los cordones de sus propias zapatillas. Le robaron el teléfono y la billetera y se llevaron la camioneta.

No conformes con el ataque, los delincuentes siguieron su noche. Luego de dejar al chofer en la ruta, habrían asaltado con la misma arma y golpeado a una mujer que acababa de bajar de un colectivo en el barrio Alto Comedero.

Según la denuncia policial, a Romero lo encontraron unos vecinos del barrio que lo auxiliaron y llamaron al SAME y a la Policía. El hombre llegó a la guardia del Hospital Pablo Soria con un traumatismo en la cabeza y quedo en observación.

Embed
https://goo.gl/maps/vvfwdM9Sw4GDgX9MA

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.