Antes de cerrar, dos delincuentes con el rostro cubierto sorprendieron a los encargados de un local en Catamarca a los clientes de una rotisería. Después de golpear a culatazos a las personas que se encontraban en el local, los delincuentes se llevaron en moto la caja registradora.

El robo ocurrió el lunes por la madrugada cuando los ladrones estacionaron su moto en el frente del local llamado "Las Grullas" en el oeste de la ciudad. Sin sacarse los cascos, los delincuentes entraron rápidamente al negocio y armados comenzaron a amenazar a los empleados.

En diálogo con El Ancasti, la mujer contó que después de los culatazos, uno de los delincuentes encerró a todos los que estaban en el local dentro de un baño para llevarse la caja registradora.

Horas después del robo, cuando los policías comenzaron a investigar las inmediaciones del local encontraron parte de la caja registradora en un baldío. Estaba de la misma manera que la había dejado el dueño de la rotisería: vacía. "Se robaron la caja confiados en que estaba la plata adentro, pero la plata la tenía mi papá en el bolsillo", aclaró la mujer, que indicó que los ladrones solo se llevaron dos tablets.

FUENTE: Todo Noticias
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario