Opinión. 

El Covid acecha y en Jujuy la política arranca

Por  CPN Alberto Siufi

Inicia una semana más en la complicada Argentina, los problemas seguirán siendo los mismos, hace mucho tiempo que los barremos bajo la alfombra sin solución de continuidad. Comienza mayo y significa que empezó el último mes antes de las elecciones provinciales. Gerardo Morales apostó a separarlas de las nacionales adelantándolas 4 meses y tal vez cayendo de lleno en el pico de la pandemia, jugada política con riesgo sanitario que nadie puede llegar a anticipar que puede pasar.

Hoy Jujuy transita momentos de tensa calma, contagios amecetados en cifras controlables, sistema de salud con estimables niveles de ocupación, más una actividad comercial económica y educativa prácticamente normal generan un escenario apropiado para intentar una decisión política no exenta de polémica y críticas. Pero antes, veamos la situación nacional, que lejos está de ser tranquila. El nivel de contagios y fallecimientos de la última semana fue realmente muy alto, el pico de muertes fue superado en tres oportunidades y los contagios se mantuvieron arriba de los 20.000 de promedio diario, esto lejos de ser una estadística fue la fuente de alimentación al problema más acuciante que son los niveles de ocupación de camas. En el orden del 68% el promedio nacional y arriba del 75 % con picos superiores al 90% en varios lugares y colapso absoluto en varios sanatorios, hospitales y ciudades. El AMBA pasó a ser el centro del debate donde se mezclan razones políticas, económicas y sanitarias.

Las controversias generadas por el DNU siguen plenamente vigentes y la Corte Suprema de Justicia todavía no lo resolvió, ya está vigente un nuevo decreto y es todo un misterio que es lo que pasará. Mientras la Justica consume sus tiempos, la semana transcurrió con un 97 % de escuelas abiertas en CABA y medidas más flexibles en materia económica. La tensión política entre Alberto Fernández y Horacio Rodríguez Larreta va en marcado crecimiento, sin embrago se logró establecer algunos canales de diálogo, relación que se enrarece inmediatamente cuando entre en escena Axel Kicillof y el kirchnerismo duro presionando para lograr compartir el costo político de un cierre estricto como pretende la Provincia de Buenos Aires.

En el último decreto el Presidente Fernández sectorizó al país en 4 estadios, desde los que no tienen riesgo sanitario, los de mediano, alto y los que están en crisis sanitaria, con esto logró salir del debate sólo con el AMBA y mostrar que el sentido de la norma es sanitario y abarca a todas las regiones con similares problemas. Antes de dictar el DNU habló en dos reuniones con todos los gobernadores, dividiendo el riesgo epidemiológico por zona geográfica, encontró apoyo mayoritario en cuestiones sanitarias, pero también reparos a la suspensión de clases, gobernadores casi incondicionales como Zamora o Manzur advirtieron la necesidad de no suspender las clases, otros duros como Larreta mantuvieron la presencialidad en nivel inicial y primario, pero modificaron en el secundario y terciario generando un mensaje conciliador.

El debate del cierre comercial está cada vez más complicado, desde los extremos marcados por el kirchnerismo duro, a la negativa absoluta de los comercios y la industria, pasando por el apoyo de CTA , CGT y organizaciones sociales que son casualmente las que no generan empleo ni deben pagar impuestos y salarios, a la oposición lisa y llana de la UIA, Came, Gastronómicos, Hoteles y comercio en general, sectores que piden reestablecer las ayudas como las ATP que hoy resulta imposible. Como muestra podemos decir que el presupuesto tenía 1214 millones para ayuda social, fue elevado a 24.416 millones y ya se gastaron 14.000 millones o sea el 60 % pagado sólo en REPRO y en forma muy limitada.

El tema ocupación de camas estuvo en el debate como así también el oxígeno, dos bienes escasos, por cierto. En relación a las camas, se avanzó en varios lugares limitando las intervenciones programables e interviniendo sobre el sector privado en la ocupación. En materia de oxígeno se prohibió exportar y se exige incrementar los niveles de producción. Sobre las vacunas siguen las incertidumbres, si bien es cierto mejoró las perspectivas con nuevos arribos esta semana sigue siendo deficitaria. En la semana Alberto Fernández celebró en Ezeiza la llegada de las 10 millones de vacunas desde el inicio de la campaña.

Jujuy cerró el día 27 de mayo el plazo para la inscripción de frentes electorales. Fueron 10 los frentes que contienen a más de 100 partidos políticos tanto de jerarquía nacional como provincial y municipal. Una dispersión tan grande que profundiza el problema del piso electoral y genera que cada vez más gente quede sin ser representada en la cámara o en los deliberantes. El oficialismo encabezó un frente con otras 25 fuerzas políticas, su socio principal presentó como lo hizo siempre otro frente que lleva al Vice Gobernador Carlos Haquim como cabeza visible. El PJ lejos de lograr la tan mentada unidad y terminó disperso en 6 frentes políticos. La izquierda pareció entender el mensaje de lo difícil que es lograr piso electoral y logró un frente de unidad, también sorprendió la aparición del Frente con Toda el Alma donde aparece el Intendente periqueño De Marco que a la luz de las elecciones pasadas obliga a ser mirado con atención. Demasiados nombres para tan pocos cargos, ¿obliga a preguntarse que se vota? Muchos hablan de proyectos y de generar un modelo de provincia, pero la realidad es que sólo se ve apetencias personales escondidas en sellos de goma que se hacen llamar partidos políticos y no aportan absolutamente nada.

La finalización del mes de abril también trajo proyecciones muy preocupantes en materia de inflación, las consultoras hablan de 3,7 % muy lejos de las proyecciones oficiales, para colmo los peores números son alimentos y bebidas que eso que más impacta en las clases más pobres. El gobierno sigue apuntando a controles y medidas que ya fracasaron en varias oportunidades, la emisión monetaria no parece estar en el radar principal del Ministerio de Economía, pero hay que saber que entre marzo y abril el BCRA le giró a Economía 190.000 millones de pesos.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
Comentarios: