El pesebre es una representación del nacimiento de Jesús en Belén, pero es también el elemento representativo de la Navidad. Es infaltable en la mayoría de las casas y saber qué debe tener y no puede faltar es importante para representar bien la fecha.

La costumbre se ha transmitido de padres a hijos, tan típica como el armado del arbolito. Su origen no se puede precisar con exactitud, pero la versión más conocida es que fue San Francisco de Asís quien dio principio a esta tradición en el año 1223. Cuentan que el santo se encontraba en Italia cuando llegó la Navidad y decidió escenificar el nacimiento del niño Dios con personas reales.

A partir de entonces, la gente comenzó a hacer lo mismo cada diciembre. Con el tiempo, surgieron los nacimientos con figurillas de barro, y cada vez los hay de más materiales. En Jujuy incluso muchos optan por un pesebre bien jujeño, con figuras representativas de nuestra zona.

Las figuras elementales del nacimiento son el misterio, la Virgen, San José y el niño Dios, el arcángel, la vaca y el burro. Los nacimientos más grandes tienen pastores, borregos, cabras, venados, gallinas, pollos y muchos más animales. El niño Jesús es el último en ser colocado en el pesebre. Se pone en el centro el 24 de diciembre a la medianoche.

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario