Xonita (es el nombre de la osa que mide más de 20 metros) pesa más de cuatro toneladas y se demoró más de tres meses en ser construida antes de que fuera certificada como la más grande del mundo.

Finalmente, el domingo fue el día de pasar el filtro de los Guinness. Hasta la ciudad llegó la verificadora internacional que, tras cinco horas de examen, determinó que sí se trataba del peluche más grande del planeta.

Embed

FUENTE: La Nación
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario