El papa Francisco lavó los pies de doce presos de una cárcel romana, a los que convocó a "servir a los demás", y en su homilía del primer día de actividades de la Semana Santa (que cerrará el domingo con la bendición "Urbi et Orbi" desde Plaza San Pedro), pidió "mas curas callejeros".

Te puede interesar: El Papa Francisco celebró la misa con un mensaje a los jóvenes

Y ante los presos , el pontífice argentino comentó un detalle sorpresivo. Cuando les decía a los internos de la necesidad de "renovar la mirada, porque hace bien", les reveló un secreto. "Una mirada nueva hace bien porque a mi edad, por ejemplo, llegan las cataratas y no se ve bien la realidad. El próximo año debo operarme", dijo sin entrar en detalles.

De este modo el Papa, de 81 años, se operará para sanar una dolencia que implica una opacidad en el cristalino del ojo y que es una de las causas más frecuentes de pérdida de visión en las personas adultas.

Papa Francisco

El Papa luego continuó su obra pastoral en el presidio, y explicó: "En una época los pies eran lavados por los esclavos. La gente llegaba por el camino, no había asfalto o adoquines, y se ensuciaba los pies, entonces los esclavos les lavaban los pies. Era un servicio. Hoy yo soy embajador de Jesús, y Jesús quiere hacer este servicio para darnos un ejemplo de cómo debemos servirnos los unos a los otros", aseveró el Pontífice en su homilía de la misa que celebró en la cárcel romana de Regina Coeli, en el barrio de Trastevere.

Francisco repitió así el rito que siguió en su época de arzobispo porteño y lavó los pies de 12 hombres de siete países distintos, entre ellos 5 europeos, 2 asiáticos, 3 africanos y un sudamericano, de Colombia.

Esta vez, sólo ocho de los reclusos que se encontraron con el pontífice eran católicos. Hubo también dos musulmanes, un ortodoxo y un budista.

"Entre ustedes no deben hacerse servir por esclavos. El que manda debe servir, el capo de ustedes debe ser su servidor. El que manda para ser un buen jefe esté donde esté debe servir", afirmó a los reclusos.

"Pensemos en la historia, si tantos reyes, emperadores, jefes de Estado hubieran entendido esta enseñanza de Jesús y en vez de ser crueles y matar gente hubieran hecho esto... cuántas guerras no se hubieran hecho", lamentó el obispo de Roma.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario