Coronavirus.. 

Aprobaron el inicio de Fase 1 para la vacuna argentina

Fue comunicado por los ministros de Salud y de Ciencia, Tecnología e Innovación. La vacuna es apoyada por esas carteras, junto a la de Desarrollo Productivo.

Los ministros de Salud, Carla Vizzotti y de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, comunicaron que la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) dio el inicio de la Fase 1 de la primera vacuna argentina contra la Covid-19 y apoyada por estos ministerios junto al de Desarrollo Productivo.

Los dos ministros lo consideraron como “un hecho histórico que venimos desarrollando con mucho orgullo”, y resaltaron “la investigación con desarrollo y el impacto positivo en la salud de los argentinos”, aseguraron en una conferencia conjunta en el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación.

La vacuna ‘Arvac Cecilia Grierson’, que será utilizada como refuerzo, fue llevada adelante por investigadores de la Universidad de San Martín (Unsam) y el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet), en un proyecto encabezado por la doctora en Ciencias Biológicas, Juliana Cassataro, en conjunto con la Fundación Pablo Cassará y el Laboratorio Cassará.

A partir de la aprobación de la Anmat, se transformó en la primera fórmula vacunal de tipo preventiva elaborada íntegramente en la Argentina que llega a la Fase 1 en humanos, etapa que requerirá de ensayos para establecer evaluaciones respecto a su seguridad, tolerabilidad e inmunogenicidad de la vacuna.

A lo largo de la conferencia, Vizzoti manifestó que éste es el resultado de “un trabajo que requirió mucho tiempo, mucha articulación, y que es parte de esta sinergia que venimos realizando con mucho orgullo y por instrucción del Presidente”.

Y resaltó el trabajo conjunto efectuado con las carteras de Ciencia y Tecnología y de Desarrollo Productivo, el Conicet, la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+I); las universidades y la industria farmacéutica.

image.png

La vacuna está basada en proteínas recombinantes, una tecnología segura que ya es aplicada en las vacunas contra la Hepatitis B desde hace más de 20 años o más recientemente, el VPH, y que puede almacenarse entre 2 y 8 grados, una temperatura "de heladera".

A su vez, esta tecnología es usada desde 1990 por el Laboratorio Pablo Cassará, que cuenta con plantas con la capacidad suficiente de elaborar 50 millones de dosis y que podrá financiar los ensayos de la Fase 1, que serán efectuados en 80 individuos adultos, para después avanzar progresivamente en otros grupos.

Se prevé que el desarrollo de esta primera fase tenga una duración de tres meses y, en caso de ser aprobada, continuar con la fase 2 y 3 hasta octubre y contar con "una vacuna propia para fin de año".

Los científicos comenzaron el desarrollo de esta vacuna en junio de 2020, en diciembre de 2021 concluyeron con los estudios preclínicos en no humanos, “y se encontró que el prototipo de vacuna además de ser seguro, induce anticuerpos neutralizantes contra las variantes que circulan en el país, así como respuesta celular T y protección frente al desafío experimental con SARS-CoV-2. Es por esto que la Anmat ha permitido avanzar con los estudios en humanos”, detallaron.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: