El presidente Macri recibió hoy, en la Casa Rosada, a las autoridades de los bloques del Senado

En medio de un clima de tensión en los mercados, el Gobierno evaluó hoy a puertas cerradas que se alcanzó "el punto de equilibrio político deseado", como suele decir Mauricio Macria sus asesores. Es decir: se alcanzó un apoyo de los senadores de la oposición, hubo un fuerte respaldo de Donald Trump y de Alemania a la Argentina y el Banco Central generó el clima necesario para poner "un techo" al dólar y generar el escenario para que mañana en el supermartes de la Lebac esas letras locales se tornen más atractivas.

Te puede interesar: Macri se reúne con jefes de bloques del Senado

En el análisis de la jornada financiera y política, Macri evaluó con sus funcionarios que hubo "un control generalizado" de la situación cambiaria y del frente opositor. Es decir que la inyección de USD 5.000 en los mercados para llevar el dólar a 25 pesos y la obtención, en paralelo, de un mensaje de apoyo de los senadores opositores, al parecer dio los resultados esperados por el Gobierno.

Un funcionario de alta jerarquía en la Casa Rosada deslizó la estrategia oficial que se mantendrá en los mercados: "El Gobierno está dispuesto a jugar todas las reservas del Banco Central en el mercado del dólar para planchar la corrida cambiaria. Pondremos otros USD 5.000 mañana si es necesario", dijo el funcionario.

También te puede interesar:Mauricio Macri habló por teléfono con Donald Trump a días del inicio de negociaciones con el FMI

De esta manera, el mensaje, esbozado desde el Banco Central apunta claramente a que en el supermartes de mañana, donde habrá vencimiento de las Lebac, se buscará forzar al mercado a inclinarse por una apuesta más atractiva por las tasas de las letras locales y no por la moneda norteamericana.

En el Gobierno admiten que hoy el Banco Central salió a apostar fuerte con USD 5.000 millones desde temprano para fijar "un techo" de no más de 25 pesos el dólar. Mañana la estrategia será la misma: apostar con USD 5.000 millones más. Nadie sabe hasta cuándo resistirá esta apuesta si no hay una reacción favorable del mercado por las Lebac.

Para saber más: El Gobierno frenó los gastos en compra de equipamiento para las Fuerzas Armadas

Sin embargo, para Macri un dólar a $25 "es el punto de equilibrio". Así lo reiteraron en tres despachos de la Casa Rosada y esto va en línea con el diálogo que mantuvo el jefe de Estado el viernes pasado en la residencia de Olivos con una docena de empresarios. En definitiva, si el Central logra mantener un dólar a $25, en el Gobierno creen que ello habrá servido para frenar la corrida cambiaria y ofrecer a los empresarios un tipo de cambio atractivo para las exportaciones.

En paralelo a esto, en la Casa Rosada hoy se mostraron satisfechos tras el encuentro de Macri con los senadores oficialistas y opositores donde se firmó un documento en el que los presidentes de los bloques mostraron su apoyo al Gobierno y lanzaron un mensaje tranquilizador a los mercados.

"El sistema político democrático argentino está comprometido con la defensa de la estabilidad financiera, sobre la base del crecimiento económico, el mantenimiento y la generación de fuentes de trabajo y la defensa de la producción nacional", dice el documento firmado, entre otros, por los oficialistas Federico Pinedo y Luis Naidenoff, más los opositores Miguel Ángel Pichetto (Peronismo Federal), Rodolfo Urtubey (Peronismo Federal), Carlos Reutemann (Santa Fe Federal), Juan Carlos Romero (Frente Popular Salteño), Cristina del Valle Fiore (Partido Renovador de Salta, Peronismo Federal) y Guillermo Pereyra (Movimiento Popular Neuquino).

El kirchnerismo no entró en esta partida porque, al entender de Pinedo, "tienen una postura muy negativa" del Gobierno.

A la vez, el mensaje destaca que "como demostración de nuestra responsabilidad institucional, presidentes de diferentes bloques del Senado nos hemos reunido hoy con el Presidente de la Nación para manifestarle nuestro compromiso y voluntad por defender los intereses de todos los argentinos".

Una semana después de que la oposición en Diputados haya emitido media sanción al proyecto de ley que pone un freno al aumento de tarifas de servicios públicos, el documento de los jefes de bloque del Senado enfrió esa estrategia contraria a los deseos de la Casa Rosada.

Según detallaron a un medio nacional, dos senadores opositores que estuvieron en la Casa Rosada con Macri, por el momento no habrá un avance significativo del proyecto de Diputados en la Cámara alta. Este mensaje fue como un bálsamo para el Gobierno que buscó dar señales tranquilizadoras hacia los inversores extranjeros.

El miércoles se empezará a tratar el proyecto de tarifas que vino de Diputados con "la mayor tranquilidad y consenso posible", adelantó Pinedo. La idea es que se les va a dar un mensaje tranquilizador a los inversores extranjeros para no cambiar las reglas de juego en medio del gobierno macrista.

"A los senadores de la oposición se les explicó la situación que vive la Argentina y parece que hubo una toma de conciencia", dijo a un medio nacional un destacado funcionario del Gobierno. En términos políticos esto fue visto como una suerte de acuerdo de gobernabilidad momentáneo.

En el plano internacional, también hubo dos guiños significativos para la Argentina. Un mensaje de Alemania y el llamado telefónico de Donald Trump a Macri donde Estados Unidos brindó un explícito apoyo a las reformsa encaradas por el Gobierno y una inequívoca señal de apoyo a las negociaciones que se entablaron con el FMI para alcanzar una nueva línea de crédito.

"Hay un claro apoyo de nuestro presidente y de Estados Unidos para ayudar a la Argentina", dijo el flamante embajador de Estados Unidos en la Argentina Edward Pradodurante la fiesta nacional de la embajada de Paraguay.

En esta misma línea de apoyos externos reiterados a la Argentina, el gobierno de Alemania encabezado por Angela Merkel emitió un comunicado en el que expresó su apoyo a las reformas encaradas por Macri y puntualizó que Berlín está en contacto permanente "tanto con la Argentina como con las autoridades del FMI".

Tanto el apoyo de Alemania como de Estados Unidos que hoy recibió Macri resultan claves si se tiene en cuenta que estos son dos socios de mucho peso en el Fondo, donde el viernes próximo se definirá el resultado de las negociaciones por la línea de crédito "stand by" que pidió el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, a Christine Lagarde la semana pasada en Washington.

Con todas estas nuevas cartas en mano, Macri cree que se podrá sortear el vendaval de la corrida cambiaria y se instalará aquella idea de "el punto de equilibrio político y económico" que necesita la Argentina. El supermartes le servirá para testear si los apoyos logrados hoy fueron suficientes.

FUENTE: Infobae
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Las más leídas

Encuesta

Ya están los convocados, ¿cómo le irá a la Selección en el mundial?

Volvemos en primera ronda
Hasta semifinal
Traemos la copa
ver resultados