Cuando la vocación se lleva en la sangre sólo se necesitan las ganas de hacer. Marcelo Salas es estudiante de profesorado de matemáticas en San Luis y se dedica a dar clase en sus tiempos libres a los chicos que no pueden pagar un maestro particular.

"Muchos conocidos me decían que algunos profes cobran precios imposibles de pagar por preparar materias, más en esta época en la que está muy duro todo", contó a Vía San Luis.

Todas las tardes y algunas mañanas comparte sus conocimientos y espera a sus alumnos ocasionales en la plaza Sarmiento, de la ciudad vecina a la capital puntana. Decidió usar la plaza a falta de un espacio propio y, a la vez, como un "lugar neutro", que es visible para todos.

Marcelo actualmente está desempleado y subsiste con trabajos de electricidad ya que le faltan al menos dos años para recibirse de profesor.

FUENTE: La Nación
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario