La Justicia investiga si las fuerzas de seguridad se excedieron en el operativo del lunes 18 de diciembre cuando se produjeron los disturbios en el Congreso. Paralelamente, las autoridades tratan de dar con los manifestantes que arrojaron piedras y destruyeron la infraestructura de la plaza del centro porteño.

En el marco de la causa, ordenaron la detención de César Javier Arakaki, el barrabrava de River, que apareció en una de las imágenes de la manifestación mientras golpeaba a un policía. El otro militante con pedido de captura es Lucas Iván Saudet, que apaleó con una lanza a un oficial y le provocó traumatismos de cráneo. Los dos están acusados por los delitos de lesiones y resistencia a la autoridad.

Las imágenes en las que se ve a los dos manifestantes fueron aportadas por la División de Ciberpatrullaje de la Policía de la Ciudad y en ellas se ve a un agente de la división de Intervenciones Urbanas -Brian Escobar- tendido en el piso, según consta en el expediente judicial.

Además, se pidió la indagatoria del dirigente de la UOM (Unión Obrera Metalúrgica) de la Matanza Mariano Stansiola. El militante apareció en dos fotos contradictorias. Primero se lo ve tirando piedras contra el vallado de la policía y luego ayudando a un agente caído. Dentro de la misma citación para el 4 de enero esta Damián Alejandro, un policía de la Bonarense que estaba en la marcha y vestía una camiseta del Club Deportivo Riestra arrojando profectiles.

Por otro lado, solicitaron la "inmediata detención" del efectivo que arrolló con la motocicleta que tenía asignada a un manifestante sobre la calle Hipólito Yrigoyen, entre Bernado de Irigoyén y Tacuarí a las 18. La escena fue reconstruida por la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin), que ayer remitió al juzgado una investigación preliminar que incluía el video del atropello. Según declaró el joven accidentado, ese día ni siquiera participó de la manifestación.

En esta línea de investigación, el juez dispuso también la indagatoria de un policía que le arrojó gas pimienta en la cara de un jubilado, al que luego le pegó un golpe con una cachiporra.

Para tomar las indagatorias durante la primera semana de enero, el juez Torres dispuso habilitar la feria judicial. En el juzgado federal 12 confluyen las investigaciones sobre el accionar de la policía el día de la manifestación y las denuncias contra quienes protestaron la reforma previsional en Plaza Congreso.

Mientras tanto, el hombre de la "bazuca tumbera", Sebastían Romero, sigue prófugo y con pedido de captura por orden del juez Torres, que le rechazó la exención de prisión.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario