Tuvieron que pasar 37 años para que la imagen de la Virgen de Luján que estuvo con los soldados argentinos que lucharon en la Guerra de Malvinas regresar a nuestro país. La virgen fue restituida por el Reino Unido y bendecida en el Vaticano por el papa Francisco.

Si bien su arribo estaba previsto para el domingo, problemas técnicos en el avión que la trasladaba lo impidieron. La imagen de la Virgen llegó poco antes de las 8 al aeropuerto internacional de Ezeiza. Fue recibida con honores por miembros de las fuerzas armadas y de seguridad y veteranos de guerra.

El obispo castrense del Reino Unido, Paul James Mason, restituyó la semana pasada a su par argentino, Santiago Olivera, la imagen de la virgen. El acto formal se concretó durante la audiencia pública que se realiza todos los miércoles en la plaza del Vaticano, encabezada por Francisco, quien bendijo la imagen.

El obispo argentino le donó a su par británico otra imagen de la Virgen de Luján, que también fue bendecida por el Papa, como un gesto de gratitud ante la buena predisposición de los británicos. El próximo domingo, a las 17, se celebrará una misa en la Basílica de Luján, tras la cual se dará inicio a una peregrinación de la imagen por otras diócesis del país.

"Esta imagen de la virgen ha sido mirada y contemplada por nuestros soldados. Muchos seguramente le pedían que los ayudara en esta vida durante esa guerra, algunos de los cuales hoy que están aquí, y a otros los ayudó en la vida eterna", sostuvo Santiago Olivera, obispo castrense de Argentina.

La Virgen de Lujan llegó a las Islas Malvinas una semana después del desembarco de los soldados argentinos en 1982 y, finalizada la guerra, los ingleses se la llevaron y la entronizaron en la sede del obispado castrense británico en homenaje a las víctimas del enfrentamiento.

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario