A partir del fallo Blanco del pasado 18 de diciembre, donde la Corte Suprema ordenó a la Anses (Administración Nacional de Seguridad Social) actualizar haberes jubilatorios en base a un índice (Isbic) que mejora la remuneración con respecto al que utilizaba antes el organismo, sucedieron otros dos fallos – mejorar los salarios de las fuerzas de seguridad y excluir del impuesto a las Ganancias a los adultos mayores – que pueden comprometer el equilibrio fiscal que el Gobierno asumió con el FMI.

Estos tres fallos significan sentaron jurisprudencia para resolver miles de expedientes y la Corte ordenó que se dictaran sentencias análogas que significan un impacto en las arcas estatales.

Aumento de haberes

A fines de mayo, se habían emitido unas 15 mil sentencias similares a Blanco, tal como lo indicó el juez Horacio Rosatti el viernes en las XXV Jornadas Científicas de la Magistratura Argentina donde, además, agregó: “La conformación de una agenda temática ha permitido escoger casos líderes” y dar “celeridad a aquellas causas que involucran a miles de casos análogos”.

Según publica TN, la Anses dejó de apelar los expedientes similares en instancias inferiores, lo que significaría unos 150 mil casos, según estimaciones provisorias. Los primeros 15 mil significarían un gasto adicional para el Gobierno de unos 700 millones de pesos por año, de acuerdo con estimaciones que hizo hace más de seis meses el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne. Esto implicaría que, cuando los 150 mil casos pendientes obtengan sentencia definitiva implicarían 7000 millones de pesos por año, sin contar el pago de retroactivos.

Exención de impuesto a las Ganancias

Por otro lado, un fallo del último 26 de marzo declaró la inconstitucionalidad de la retención de Ganancias a una jubilada. Sin embargo, en este caso, la Corte rechazó que el criterio de ingresos sea el único para definir la exención, y consideró que debe probarse la situación de “vulnerabilidad”. Esto quiere decir que la Anses apelará los expedientes de instancias inferiores, ya que deberá resolverse caso por caso.

Sin embargo, esta decisión judicial igual podría alcanzar a otros 300 mil jubilados, entre los que cobran de la Anses y los que lo hacen de las cajas provinciales. En los últimos dos meses y medio, la Corte suprema firmó solo unos 250 expedientes análogos.

El impacto fiscal de este fallo, según fuentes de Gobierno, podría alcanzar un negativo de $14.500 millones en la recaudación.

Fuerzas de seguridad

Por último, el fallo a favor de una integrante de las fuerzas de seguridad incorporó al salario de la demandante las sumas no remunerativas y ordenó tenerlas en cuenta para el cálculo de la futura jubilación. Como este, la Corte despachó otros 500 casos y, de acuerdo con fuentes judiciales, hay todavía 700 expedientes semejantes en las Fuerzas Armadas, 2400 en la Policía Federal y 1400 en Gendarmería y Prefectura. En el largo plazo, este fallo repercutiría en los salarios de los más de 210.000 agentes de fuerzas de seguridad nacionales.

A pesar de que la Corte otorga un plazo de 120 días hábiles para pagar las sentencias, la Anses solo tiene presupuesto para hacerse cargo de 40 mil fallos por año, lo que deja 60 mil pendientes. El ente previsional decide cuáles tendrán suerte de acuerdo con un sistema de puntajes y que le da prioridad al estado de salud del litigante, el haber (cobra más rápido el que gana menos), la edad y el tiempo que pasó desde el inicio del juicio.

FUENTE: TN

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario