La astróloga Ale Modarelli explicó a VIX que saber esa información es muy importante porque nos enseña qué tipo de amor buscamos y damos, qué tipo de necesidades amorosas tenemos y cómo procuramos cubrirlas, y también cómo nos sentimos cuando nos hieren sentimentalmente.

Las rupturas amorosas según el signo lunar

Las rupturas amorosas hieren a nuestro signo lunar, aunque nuestro signo solar (el que aparece en los horóscopos de acuerdo al día de nacimiento) es el que actúa de acuerdo a esa herida. Para saber cómo te llevarías sentimentalmente con una posible pareja, tienes que observar si las Lunas son compatibles.

Aries

«Cuando hieren a una Luna en Aries, quiere romper cosas, estallar, necesita exteriorizar la energía. Se enoja, insulta, tiene estallidos de ira. Lo mejor es hacer deporte, salir a correr, escuchar música fuerte y quitar la energía de dolor de su sistema, porque esa es la manera de hacer el proceso», dijo Ale Modarelli. Además explicó que se recuperan fácilmente porque la Luna en este signo sale a buscar acción y nuevos romances rápidamente.

Tauro

Según la astróloga, la Luna en Tauro herida es muy dramática porque cree que no va a poder vivir sin el otro, se encierra a comer, llorar y desahogarse. «Luego se levanta, se viste bien, se maquilla y sale a bailar y a comer con amigas. Intercambiar con energía femenina la ayuda a sentirse valiosa y a darse cuenta de que es la fuente de su propia seguridad y que no necesita a un otro para sobrevivir».

Valorarse por sí misma y no a través de lo que posee o de con quien está es clave para no repetir conductas nocivas, como el apego o el control sobre quien siente que le pertenece, explicó Ale.

Géminis

La Luna en Géminis necesita comprender con su mente qué pasó, en qué falló, qué método debería utilizar la próxima vez, porque todos sus procesos son mentales y le cuesta realmente conectar con sus emociones. Pero luego eso cambiará, según la astróloga: «De modo que saldrá con amigos y hará como que nada pasó… pero cuando se da cuenta, despierta a la noción de que algo debe cambiar y eso se relaciona a animarse a compartir más desde el amor y no tanto desde el intelecto. La próxima vez intentará conectar con sus emociones desde su corazón, aunque le cueste».

Cáncer

La Luna en Cáncer creerá que es mejor dejarse estar que vivir sin el otro. «Le duele hasta el cuerpo, siente la ausencia en carne viva, suplanta ese afecto con alimento y muchas veces puede subir de peso porque no sabe cubrir sus carencias.

Es una Luna que necesita reconocer su poder intuitivo, su conexión con los ritmos sabios de la vida y prestar atención a sus corazonadas», afirmó Ale, y contó que se recuperará mejor si expresa lo que siente, así sea con amigas, en círculos de mujeres, en sesiones terapéuticas (sobre todo relacionadas a las Constelaciones Familiares) y con arteterapia.

Leo

«La Luna en Leo jamás entenderá por qué alguien eligió alejarse de ella. Es difícil porque es la Luna más egoísta, porque cree que el otro debería adorarla, por lo especial y única que es. Así que decidirá salir de fiesta, ser la estrella adonde sea que vaya y hacer de cuenta que superó todo inmediatamente, lo cual es mentira porque Leo es el signo del corazón», comentó Ale.

Para sanar, necesita reconocer que no es perfecta y que no necesita de aprobación externa para ser valiosa porque ya lo es: su gran valor está en el corazón enorme que tiene que la lleva a ser muy generosa con los demás. Es necesario que acepte que algo le duele y decida sanar por sí misma, porque no escucha consejos.

Virgo

«La Luna en Virgo automáticamente adquiere la culpa, porque es sumamente autocrítica y tiene a un juez interno muy severo. Siempre busca la perfección y al tiempo que se culpa, se siente víctima. Para sanar necesita comprender que las relaciones son de a dos, que la perfección es imposible y que aunque es responsable de su parte en una relación, no es culpable de su fracaso».

Debe trabajar la autocrítica y el patrón de conducta que genera la necesidad de buscar detalles en todo, porque lo hace para criticar y así encontrar una excusa para alejarse, cree que de esa manera evita ser lastimada, explicó Ale.

Libra

«La Luna en Libra siente que el mundo se ha destruido, porque el otro era su todo. Tiene que aprender a vivir en soledad, a conocerse a sí misma y a no crear relaciones una tras otra para evitar hacerse cargo de cubrir sus carencias», dijo Ale a VIX.

Debe aprender a valorarse más, si no se volverá a perder a sí misma una y otra vez. Se recupera cuando se da cuenta de que puede vivir y estar en pie sin que alguien la sostenga, cuando aprende a ser independiente y autónoma.

Escorpio

«La Luna en Escorpio se resiente porque le duele el abandono, la traición. Deseará lo peor para el otro, a menos que esté trabajando en su crecimiento espiritual. Debe aprender que el otro no es su propiedad, que no lo posee ni lo debe controlar. Se recupera cuando acepta que el apego es tóxico y que su inseguridad tiene una base antigua, seguramente de una madre muy sobreprotectora y controladora».

Este signo lunar necesita salir de su círculo vicioso y nocivo de pensar todo el día en el otro, y comenzar a prestarse atención a sí misma. Ale recomienda que puede hacer terapia psicológica, para abrirse y conectar con su corazón

Sagitario

«La Luna en Sagitario huye, se va de viaje o se muda lejos del ex porque precisa tener un nuevo punto de vista para quitar el drama. También puede hacer deporte en exceso. Debe evitar irse demasiado de fiesta, descontrolarse o excederse en vicios, porque eso únicamente será un placebo para evitar enfrentar la realidad», explicó Ale.

Como es una Luna optimista, intentará buscar el aprendizaje detrás de la ruptura y se recuperará cuando observe que el otro no era lo mejor para sus planes futuros y que le quitaba su verdadera libertad. Su aprendizaje está en aprender a sentir su dolor para permitirle salir de manera física, a través del movimiento como viajes o deportes, pero enfrentando el dolor en lugar de huir de él, recordó la astróloga.

Capricornio

«La Luna en Capricornio no demuestra nunca lo que le pasa porque siempre cree que ser fuerte es lo que debe hacer, entonces no conecta con sus emociones. Se aísla, no habla, pero porque está intentando procesar, se toma su tiempo pacientemente. Se recupera cuando entiende que no toda la responsabilidad era de ella, sino que era mitad y mitad, y que no le correspondía salvar la relación».

También le ayuda entender la relación entre sus padres para no repetir esos patrones y comprender que no tiene que traer su pasado a su presente, sino permitirse liberarlo y crear un presente más próspero y feliz para su vida.

Acuario

«La Luna en Acuario hablará con todas sus amistades al respecto para poder exteriorizar sus emociones, pero también para obtener opiniones que le ayuden a comprender lo que realmente pasó, porque cree que en el fondo siempre hay algo conspirativo, otra persona, algo confuso. Como es un signo fijo, le costará superar la ruptura a menos que mire al futuro y reconozca que esa persona no encajaba en sus planes a largo plazo».

Ale cuenta que se recupera más rápidamente cuanto más conecta con su dolor en lugar de evadirlo, y lo puede hacer confiando en que el universo siempre tiene planes mucho más interesantes y que quien se fue, solo está haciendo espacio para algo mejor. Y siempre resulta ser verdad.

Piscis

«La Luna en Piscis no dejará de llorar y de pedir que le hagan reiki, que la ayuden a transitar este momento y que la sostengan, porque siente que no puede sola. Una gran ruptura sentimental hará que Piscis sienta que nunca más encontrará alguien como el otro, que no existe, porque el otro era perfecto, su príncipe o princesa azul».

Este signo lunar debe aprender a dejar de poner en un pedestal al otro, a no idealizarlo porque de esa manera no lo ve de manera realista, sino que pone sobre él o ella todas sus expectativas. Se recupera rápidamente cuando encuentra a alguien más a quien entregarle el corazón y rendirse a sus pies. Pero ahí está otro aprendizaje: aprender a dejar de darlo todo porque sino siempre se quedará sin nada, dijo Ale.

Debe valorarse más y aprender a poner límites, incluso consigo misma, para no fundirse en el otro y terminar siendo la víctima siempre. Es necesario que aprenda a ser independiente y autosuficiente, a no mimetizarse sino a tener firmeza en su propia identidad.

FUENTE: upsocl
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario