Hay quienes creen que el calendario lunar incide en el cabello a la hora de pasar por la peluquería. Desde la antigüedad se le han atribuido a la luna todo tipo de poderes, desde su influencia sobre los mares y los cultivos, hasta incidir en las emociones y el cuerpo humano. Pero nada ha sido comprobado científicamente hasta el momento.

Según cierta superstición o creencia popular, hay quienes sostienen que las fases de Luna influyen en el crecimiento y la salud del cabello. Si bien no hay evidencia científica de este fenómeno, esta creencia se volvió costumbre y algunas mujeres la respetan.

Los que adhieren al mito aseguran que para que el cabello crezca más rápido, hay que cortarlo cuando la Luna está en su fase cuarto creciente. Para curar el cabello dañado, aseguran que lo mejor es cortarlo durante la Luna llena. Y para retrasar el crecimiento del pelo, el cuarto menguante es la mejor fase, que es usado por las mujeres en especial a la hora de depilarse.

Más allá de que no hay evidencias comprobables, podés probar el método lunar para ver qué le sucede a tu cabello, ya que, después de todo, como dicen las abuelas "te vuelve a crecer".

Lo que sí está probado científicamente es que el cabello crece, en promedio, alrededor de un centímetro por mes. La velocidad del crecimiento está relacionada con la predisposición genética, la alimentación y el estilo de vida saludable. Como ves, nada tiene que ver con las fases de la luna.

Entonces, si lo que querés es que tu pelo crezca sano, fuerte y rápido, existe una alternativa posible y la fórmula está en tus hábitos y en tu alimentación.

Cambio de hábitos y alimentación: 8 sugerencias

  • Alimentación sana. Mantené un plan de alimentación variada procurando que los alimentos que incluyas a tu dieta sean saludables y que aporten los nutrientes que tu cuerpo necesita. La alimentación deficiente puede ser la causa de un cabello débil.
  • Comer gelatina. La gelatina es una gran aliada para acelerar el crecimiento del cabello y darle fortaleza. Se debe a su alto contenido de colágeno y proteínas que ayuda a fortalecer la estructura del pelo y le otorga cuerpo y vitalidad a los cabellos débiles o quebradizos.
  • Agua fría o tibia. Recuerda no lavarte el pelo con agua caliente porque provoca la dilatación de los poros y facilita el quiebre y caída del cabello.
  • Baños de crema nutritivos. Es frecuente en las peluquerías que te ofrezcan un baño de crema cuando vas a hacerte un corte. Es cierto que este tratamiento cuida al cabello de la raíz hasta las puntas, mejorando el aspecto de las puntas secas para que no se doblen ni le quiten centímetros a tu melena.
  • Masajes. Otra buena manera de incentivar el crecimiento del cabello es con masajes capilares que favorecen la irrigación sanguínea del cuero cabelludo. Puedes hacerlo al lavarte el cabello, presionando con suaves movimientos circulares durante unos minutos usando la yema de tus dedos.
  • Limita el uso de hebillas. No utilices accesorios para el pelo que puedan quebrarlo o impedir que respire. Es mejor que lo dejes suelto al menos unas horas al día. También procura tener cuidado con cepillos gruesos, de cerdas naturales y olvídate de los peines finos.
  • Evita las colas tirantes. Más allá de que se vean lindas, elegantes, y especialmente en verano cómodas y prácticas, las colas tirantes hacen que se debiliten los cabellos y tiendan a caer, además de que las gomas que uses para sujetarla también quiebren el pelo.
  • Complementos nutricionales. Si tu cabello se ve demasiado débil y quebradizo, lo mejor es consultar a un profesional para que te asesore si es necesario sumar algún complemento a tu alimentación ya que existen complementos nutricionales que pueden favorecer el crecimiento del pelo y hacer que se vea saludable.
FUENTE: Todo Noticias
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario