Salió a la cancha con la derrota de Nicolás Kicker (87°) puesta y sabía que tenía que ganar para que Argentina no se comprometiera demasiado en la serie de Copa Davis frente a Chile. Y así lo hizo: pese a no descollar, Diego Schwartzman (15°) cumplió con lo propuesto. El Peque venció a Christian Garín (217°) por 7-6 (2), 6-7 (2) y 6-2 para el 1-1 parcial. El sábado irá contra Nicolás Jarry (64°), en lo que puede ser el punto decisivo.

El primer set fue paridad pura, pese a que hubo un quiebre por lado. Garín le rompió el saque a Diego para el 3-2, pero en el game siguiente el porteño lo recuperó. Así continuaron hasta el tie-break, en el que el 15 del mundo dominó. Su imprevisibilidad (tiró muchísimos drop shots) lo benefició.

Por su parte, en el segundo parcial, todo se rumbeó para el lado de Schwartzman. El Peque se puso 4-2 y contó con tres match points a favor en el 5-3. Sin embargo, Garín no bajó los brazos (fundamental fue el apoyo visitante), Diego entró en un pozo (no lo puedo ganar en el 5-4 y saque) y todo se fue al tie-break. En el epílogo, con inteligencia y mucha precisión, el chileno lo sentenció.

Mermado en lo físico (fue atendido en el tercer game) y con ciertas lagunas de desconcentración, el 217° del mundo no consiguió aprovechar la ventaja. Sí lo consiguió el Peque, que hizo pesar su ranking y su muy buena actualidad. Diego lo definió con contundencia.

Para Garín tampoco fue el último partido de la serie: está nominado para jugar el quinto punto en caso de ser necesario. Tiene récord negativo frente a Guido Pella (0-3) y Kicker (0-2).

FUENTE: ole
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario