Los molinos declararon ante el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM) que salieron hacia las cadenas comerciales un total de 65,1 millones de kilos entre enero y marzo, un 8,2% más que en idéntico período del 2018.

Después de un diciembre con un marcado descenso en las ventas, los molinos iniciaron 2019 remitiendo 20.513.238 kilos al mercado interno; y el mes siguiente salieron otros 21.648.629 kilos, y en marzo fueron 22.999.478 kilos.

No se observa el mismo panorama en el mercado externo. Es que la demanda cayó casi tres millones de kilos en los tres primeros meses. Si bien es una cifra elevada, los industriales confían en que habrá una recuperación en los próximos meses y cerrarán el año con un volumen similar al año pasado, cuando salieron 43 millones de kilos. Los principales mercados siguen siendo los mismos: Siria, Líbano y Chile.

Esta caída en las ventas externas no impactó en el sector, ya que esa merma fue cubierta con una mayor venta al mercado interno. Y algunos molinos ya están pagando a los productores precios por encima de los fijados por el INYM para evitar quedarse sin stock.

Tal como se viene manifestando históricamente, los envases de medio kilo mantienen la preferencia de los consumidores. Durante el mes de marzo los paquetes de medio kilo representaron el 56,09% de las salidas de molinos; y los de kilo se ubicaron suman el 37,06 % de las preferencias.

El año pasado el consumo de yerba mate cerró con un incremento de 0,77% en todos sus formatos (paquetes, saquitos, soluble). Si bien parece un porcentaje menor, implica que los argentinos se llevaron de las góndolas 2.013.291 kilos más que en 2017, o 5.515 kilos diarios.

FUENTE: Clarin
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario