El Grupo de Trabajo de las Naciones Unidas sobre la Detención Arbitraria expresó, en una rueda de prensa, su "preocupación" por el exceso del uso de la prisión preventiva en Argentina.

Además, sobre el "impacto negativo en la situación general en materia de derechos humanos en la Argentina" que acarrea la demora en la designación de un nuevo Defensor del Pueblo de la Nación, y exhortó a las autoridades a que "redoblen sus esfuerzos y prioricen" el proceso para cubrir ese puesto, vacante desde el 2009.

En una conferencia de prensa, los delegados de este equipo de la ONU, Elina Steinerte y Roland Adjovi, explicaron que antes de evaluar la situación se reunieron en Jujuy con las autoridades políticas y judiciales y con Milagro Sala. Luego de ello, ratificaron el informe emitido el año pasado, que ahora será elevado al consejo de derechos humanos de la ONU.

"Confiamos y no dudamos de la buena voluntad del gobierno argentino de escuchar nuestra recomendación, ya que fue el propio Gobierno el que nos invitó a esta visita", dijo Adjovi.

Aunque no se refirieron puntualmente al caso de la dirigente social detenida Milagro Sala, destacaron que se mantiene "vigente" la opinión que brindaron en octubre del año pasado, cuando consideraron que su detención era "arbitraria" y que "no existen elementos legales para justificar su prisión preventiva".

En otro tramo del informe, se manifestó la "extrema preocupación" por la selectividad del sistema de justicia penal de la Argentina en relación con las personas de orígenes socioeconómicos vulnerables y quienes participan en protestas sociales.

Fuente: Télam

 

 

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario