La imagen peregrina de la Virgen del Valle finaliza su misionar, luego de haber estado recorriendo las distintas regiones de la geografía provincial. La feligresía jujeña de la puna, quebrada, valles y yungas la recibió con mucho entusiasmo y algarabía.

También estuvo junto a la Patrona de Jujuy, participando en una de las primeras peregrinaciones compartiendo la paz que brinda el Santuario de Río Blanco y también en el día de la Virgen, peregrinó junto a María.

Te puede interesar: La Virgen del Valle de Catamarca llega por primera vez a Jujuy

Cabe recordar que esta primera visita se realizó en el marco de los preparativos de la celebración del Año Mariano Nacional y el IV Congreso Mariano Nacional, al cumplirse el año que viene, los 400 años de su hallazgo.

Por todos los decanatos

De esta manera, la Virgen Morena recorrió en primera instancia el decanato de la zona del Ramal, recorriendo las parroquias Nuestra Señora del Valle, en Palma Sola. También la del pueblo de Rodeíto, Pueblo Guaraní, El Bananal, Yuto, Vinalito, La Esperanza, Fraile Pintado y San Pedro de Jujuy.

Podés leer: Así será la agenda de la Virgen del Valle en Jujuy

Desde el 16 al 19, llegó a la zona de los valles y visitó las parroquias San Isidro Labrador, la Capilla de la Virgen del Valle en Palpalá, tres comunidades de ciudad Perico y la iglesia de El Carmen.

Mientras que del 20 al 22, estuvo en el decanato Quebrada, visitando las parroquias de Termas de Reyes, Volcán y Tilcara.

En nuestra ciudad capital, estuvo del 23 al 26 en La Isla, en la Capilla de la Virgen del Valle del barrio Huaico, la Capilla Virgen del Valle de barrio El Chingo, y la Parroquia de San Bartolomé.

Y hasta hoy, estuvo en el decanato sur cumpliendo actividades en la Parroquia de la Medalla Milagrosa en Alto Comedero y también en la parroquia de Nuestra Señora del Valle y Santa Rita.

Historia de la Virgen del Valle

Según las creencias religiosas, la aparición de la imagen de Nuestra Señora del Valle, tuvo lugar entre 1618 y 1620 en una gruta de Choya, departamento capital de la provincia de Catamarca. Formaban la población españoles encomenderos y pueblos originarios en su gran mayoría cristianos que vivían de la labranza y del pastoreo.

Un originario de los encomendados al servicio de Don Manuel de Salazar, un día percibió voces. Eran indiecitas que caminaban recelosas, temiendo que alguien las sorprendiera. Llevaban lámparas y flores de la montaña. Al regresar al paraje, encontró un sendero y caminó por un largo sendero.

Hasta que encontró una imagen de la Virgen María. Era pequeñita, muy limpia, de rostro moreno y manos juntas. Después de varios meses y de estar seguro de su descubrimiento, le cuenta todo a su amo. Le dice que la veneraban, que estaba allí entre las piedras, que era morenita como los indios y que por eso la querían y que él también había aprendido a quererla.

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario