La metástasis es la responsable del 90 % de las muertes por cáncer pero una nueva vía de tratamiento se está abriendo gracias a un hallazgo de científicos del Instituto Sloan Kettering (SKI) de Nueva York. Los investigadores descubrieron que las células inician la metástasis "hackean un mecanismo de reparación natural del cuerpo humano y lo utilizan para extender el cáncer a otros órganos". Gracias a este avance se podrá investigar un posible tratamiento del cáncer avanzado.

La novedad fue publicada por la revista Nature Cancer, y es el inicio a nuevas vías de tratamiento ya que la metástasis, que es la extensión de las células cancerígenas a otras zonas del cuerpo, provoca el del 90 % de las muertes por cáncer.

El descubrimiento lo hizo un equipo liderado por el oncólogo español Joan Massegué y rompió con la creencia que había hasta ahora de que las metástasis comienzan por mutaciones genéticas que habilitan a las células del tumor primario para migrar a otros órganos. De acuerdo con el nuevo estudio, las células que inician la metástasis utilizan un truco para propagarse: "Cooptan las capacidades naturales de curación de heridas del cuerpo".

"Ahora entendemos la metástasis como la regeneración del tejido equivocado -el tumor- en el lugar equivocado, los órganos vitales distantes", explica Massagué, que lleva 30 años investigando.

En la década de 1980, el investigador Harold Dvorak ya había denominado a los tumores "heridas que no sanan" y de entonces a esta parte hubo indicios de que el cáncer podía crecer utilizando vías de curación. Sin embargo, los descubrimientos de Massegué y su equipo son la primera imagen detallada del funcionamiento de este proceso en células y moléculas.

Para las células cancerosas no es fácil generar metástasis, sino que para propagarse deben separarse de sus vecinas, atravesar las capas de tejido que las separan de la circulación y llegar a una nueva ubicación en el cuerpo a través de la sangre o el líquido linfático, salir de estos vasos, echar raíces y comenzar a crecer en la nueva ubicación. En este proceso, la mayoría de las células cancerosas mueren: menos del 1% de las que salen del tumor logran formar metástasis medibles.

Sin embargo, explica la médico científica del Programa de Farmacología Molecular del SKI Karuna Ganesh, "una vez que las células cancerosas aprenden a sobrevivir al estrés de en un ambiente extraño, es muy difícil deshacerse de ellas y son una entidad completamente diferente del tumor en el que comenzaron".

Para lograr el descubrimiento, el equipo se centró en una molécula llamada L1CAM, que es necesaria para que muchos tipos de células cancerosas hagan metástasis "con éxito". Esa molécula solo es producida por cánceres avanzados, no por tejidos sanos normales. Hasta ahora, lo que la desencadena había sido un misterio.

Lo que observaron los investigadores fue que dividir las células con L1CAM es más común en áreas heridas. A partir de aquí, se preguntaron si L1CAM es requerida para la reparación normal de heridas, como ocurre, por ejemplo, en el intestino después de la colitis. Con un modelo de colitis en ratones, descubrieron que así era.

FUENTE: EFE y Clarín

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario

Las más leídas

Encuesta

¿Qué banda del Carnaval de los Tekis te gustó más?

Pablito Lescano y Damas Gratis
Miguel Mateos
Abel Pintos
Kapanga
Ciro y los Persas
Bersuit Vergarabat
Ulises Bueno
Soledad
No te va a gustar
La mancha de Rolando
El Chaqueño Palavecino
Ahyre
Los Palmeras
ver resultados