El presidente de Ecuador, Lenin Moreno, anunció hace una semana por cadena nacional un paquete de medidas económicas y futuras reformas que generaron descontento en la ciudadanía. El malestar continúa y hoy un grupo de indígenas logró romper los cercos de seguridad en medio de los disturbios y llegó hasta la Asamblea Nacional donde fueron desalojados por la policía con gases lacrimógenos.

Ecc.PNG

Los manifestantes, entre ellos jóvenes que portaban escudos de madera con la leyenda "guardia indígena", forcejearon para romper el último cordón de seguridad con el objetivo de ingresar a la Asamblea, blanco el lunes de un fallido intento de ocupación a la fuerza.

Ecua.PNG

Cabe mencionar que nuevos enfrentamientos se desataron entre manifestantes y la fuerza pública. Los legisladores suspendieron sus actividades este martes por lo cual no estaban en el edificio cuando se dio el punto más álgido de la protesta.

Sobre la vía aledaña ardían árboles caídos. Cerca del nuevo foco de protestas, miles de indígenas y campesinos están concentrados en la víspera de una gran movilización que han anunciado contra Moreno, que enfrenta una semana de manifestaciones.

Ecuador.PNG

Origen del conflicto

Lenin Moreno presentó un paquete de medidas económicas y reformas futuras hace aproximadamente una semana. El descontento sobre el impacto de estas modificaciones impulsadas por el presidente de Ecuador generaron malestar en el gremio de los transportistas que respondieron cortando rutas y bloqueando las principales avenidas en diferentes ciudades.

Ante las protestas que se generaron, Moreno decidió decretar “ESTADO DE EXCEPCIÓN” en el país y aumentó el número de agentes de seguridad para controlar los disturbios. Pese a esto, las manifestaciones no cesaron y continuaron los enfrentamientos entre la policía y los ciudadanos.

Además, aumentó la cantidad de detenidos y heridos. En una de las protestas, incluso, una persona falleció.

Aunque el viernes pasado los transportistas anunciaron el fin del paro y despejaron las calles, algunos medios locales expresaron que los taxis no habían vuelto a circular. Muchas instituciones educacionales, por su parte, han decidido suspender las clases por precaución y solidaridad a los movimientos sociales.

Otro factor complica a Moreno: algunas comunidades indígenas se sumaron al descontento ciudadano y durante el fin de semana bloquearon las principales rutas de transportes de al menos seis provincias. Amenazaban con avanzar hasta la capital ecuatoriana y hoy finalmente lo hicieron.

Moreno decidió trasladar la sede de gobierno a Guayaquil tras acusar un intento de golpe de Estado, organizado presuntamente por el ex mandatario de ese país Rafael Correa y el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario