“Mouse”, “estar re manija” (muy excitado o entusiasmado por algo), mandar fruta, tuca (la colilla de un porro). Sin dudas, estas son algunas de las palabras comúnmente utilizadas por los argentinos, por eso serán incluidas oficialmente por la Academia Argentina de Letras (AAL) en la nueva edición del Diccionario de habla de los argentinos, que incorporará 1.500 palabras nuevas.

Otros ejemplos de los nuevos vocablos que se agregarán la biblia de los argentinismos son: “pelopincho”, “choricera” (se incorpora en femenino, al igual que todos los roles, ptofesiones y oficios), “cartonear”, “estoquear”. La palabra “tanga” será incluida en el nuevo diccionario definida como “prenda interior o de baño que deja las nalgas al descubierto”.

diccionario-argentinismos.jpg

Santiago Kalinowski, Director de Investigaciones Linguisticas y Filosóficas de la AAL, precisó que "serán solo 100 o 150 (palabras) las nuevas, lo que sucede es que se usan bastante y entonces parece que son muchas, pero es una cifra muy marginal en relación a la cantidad que maneja un hablante para comunicarse y que tiene en su léxico pasivo".

Muchas de las palabras incorporadas en las últimas décadas provienen de la tecnología y las nuevas generaciones. “Postear”, “googlear” o “tuitear”, ejemplos del nuevo léxico tecnológico, no estarán en el diccionario de argentinismos porque se incorporan al español general, no representan un uso específico en nuestro país. Diferente es la situación de mouse, porque en España lo llaman "ratón".

Entre las últimas incorporaciones en el diccionario del habla de los argentinos también están "pilotearla", "romperla", "manotear" y "zarpado".

Desde la AAL destacaron que en general son los jóvenes los que introducen nuevos términos al lenguaje, aunque su léxico siempre fue criticado por ser considerado “una degradación de la lengua”

Al mismo tiempo, el nuevo diccionario de argentinismos dejará muchas palabras en desuso, serán unas 460 las que dejen de figurar por tener una marca diacrónica, como desusado, poco usado y obsolescente.

"Curdela", "figureti", "gilastro", o "asalto" (como fiesta informal) están entre las palabras en retirada. A la vez, la tecnología arrasó con las rotativas, el fax, la máquina de escribir, el teléfono público y los locutorios.

Más ejemplos: "Rebobinar la cinta", "gomina", "vaquero", "moviola", "afilar" (como noviar), "bofe" (como feo), "churro" (como lindo), "bagarto", "chinchudo" (como enojado), "pilchas", "meter el perro", "es un traga", "arrastrar el ala", "pasado de rosca", "es un banana", son algunas de las palabras y frases que quedaron congeladas, que hablan otros tiempos.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario