Próximos a la asunción de Fernández el 10 de diciembre la CGT de Moyano intenta evitar que los líderes de la CGT Azopardo se queden con la mayoría de los puestos.

"Ustedes van a ser parte de mi gobierno", afirmó el exjefe de Gabinete de Néstor Kirchner durante la campaña presidencial en el salón Felipe Vallese de la CGT. Sin embargo, de aquel encuentro no participaron muchos de los secretarios generales del FRESIMONA, que temen por la construcción de un acuerdo que solo beneficie a los dirigente de la central con sede en la calle Azopardo 826.

De esta forma, el moyanismo busca ubicar a equipos técnicos y a hombres de su confianza en las áreas de Trabajo, Transporte, Salud y en la intervención de la empresa OCA.

El interés por parte de Moyano de contar con representantes propios en la Superintendencia de Servicios de Salud obedece a su intención de garantizar, al igual que en los últimos cuatro años, un reparto equilibrado de dinero destinado a las obras sociales. Es que, según dirigentes afines al gremialista, temen que -como sucedió durante el kirchnerismo- éste se distribuya a favor de aquellos sindicatos aliados al Ejecutivo.

Bono si, bono no

Uno de los hechos que cristalizaron el distanciamiento entre el líder de Camioneros y la CGT tuvo lugar cuando Moyano cuestionó a sus dirigentes por no pedir un bono de fin de año.

"Que se callen la boca si creen que sus salarios son amplios", afirmó el gremialista, que calificó como "un error que hayan expresado que no se necesita" la compensación.

En declaraciones a FM Futurock, Moyano también se refirió a su relación con Alberto Fernández, que, hasta no tomar las riendas del país, dejó en suspenso el otorgamiento de la ayuda económica solicitada. "El vínculo no está ni bien ni mal".

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario