Política Internacional.. 

Rusia comunicó que descubrió petróleo y gas en la Antártida Argentina

La información hizo prender alarmas en todo el mundo. Según el canal de los BRICS, la reserva es 30 veces más grande que Vaca Muerta.

Por  Redacción de TodoJujuy.com

Un suceso ha provocado preocupación a nivel global. Rusia ha divulgado datos acerca del hallazgo de una inmensa acumulación de petróleo en la región antártica donde Argentina reclama soberanía. Este territorio también es objeto de disputa entre el Reino Unido y Chile.

“Rusia descubre reserva de petróleo y gas en territorio antártico británico. Contiene un valor estimado de 511 mil millones de barriles de petróleo, 10 veces la producción del Mar del Norte en los últimos 50 años”, informó BRICS News, el canal oficial de X del grupo que integran Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica.

Rusia informó el descubrimiento de petróleo y gas en la zona de la Antártida argentina.

El reporte resultó impactante, ya que la implicación de Rusia en el territorio antártico podría infringir el Tratado Antártico. Este convenio internacional, suscrito en 1959 por Argentina, Australia, Bélgica, Chile, Francia, Japón, Nueva Zelanda, Noruega, Sudáfrica, Rusia, el Reino Unido y los Estados Unidos, se ve comprometido por estas acciones.

El artículo inicial de dicho acuerdo estipula que la Antártida será empleada únicamente con propósitos pacíficos. Además, prohíbe cualquier acción de índole militar, incluyendo la construcción de bases o fortificaciones, la ejecución de ejercicios militares y la prueba de armamento de cualquier tipo. Solamente se permite el uso de personal o equipamiento militar para llevar a cabo investigaciones científicas u otros propósitos de naturaleza pacífica.

El informe presentado por BRICS News revela un descubrimiento equiparable a 30 veces la magnitud de Vaca Muerta. Rusia ha estado realizando actividades de cartografía y exploración geológica en la Antártida, tanto en tierra como en el lecho marino, durante un período considerable. Sin embargo, datos recientes sugieren que sus expediciones de investigación han encontrado depósitos de gas y petróleo que totalizan unos 511.000 millones de barriles, una cantidad aproximadamente diez veces mayor que la producción acumulada del Mar del Norte en medio siglo.

Vladimir Putin, presidente de Rusia.

El gobierno argentino está monitoreando de cerca la situación, aunque han decidido mantenerse en silencio públicamente. Las autoridades en la Casa Rosada tienen conocimiento de que el Kremlin posee esta información sobre las reservas de hidrocarburos desde el año 2020. Este asunto fue tema de discusión en el Parlamento británico la semana pasada. El periódico inglés Telegraph ha difundido esta información a través de un artículo firmado por el periodista Jonathan Leake el pasado sábado. Sin embargo, no se tiene certeza acerca de si la actividad rusa constituye una "prospección".

Sin embargo, Rusia no ha confirmado oficialmente la información, aunque tampoco ha hecho comentarios sobre el reporte de BRICS News, una coalición de la que Moscú es miembro. Esta noticia añade tensión al panorama internacional.

La Antártida es un área de gran importancia estratégica y suscita una sensibilidad particular en la comunidad internacional. Por lo tanto, esta noticia intensifica las tensiones geopolíticas a nivel mundial, especialmente en un contexto marcado por la invasión rusa de Ucrania. De acuerdo con el Tratado Antártico y el Protocolo sobre protección del medio ambiente, se prohíbe la explotación de minerales en la región, aunque se permite la investigación científica.

Además de la actividad científica rusa en la Antártida, hay una preocupación generalizada a nivel mundial sobre las posibles intenciones de Vladimir Putin de aprovechar los recursos naturales y llevar a cabo acciones militares en la región. Estas acciones van en contra de lo estipulado en el Tratado Antártico.

Base científica argentina Orcadas, en la Antártida.

Preocupaciones sobre la violación del Tratado Antártico de 1959

La capacidad de Rusia para llevar a cabo operaciones de exploración en la Antártida plantea preocupaciones que van más allá de lo geopolítico, abarcando también el ámbito ambiental. La Antártida es un ecosistema sumamente delicado, cuya preservación es crucial no solo debido a su diversidad biológica, sino también por su función en la regulación del clima a escala global.

La posibilidad de que Rusia esté considerando la explotación de estos recursos ha generado alarma entre los estados miembros del Tratado Antártico.

Los científicos a bordo de las embarcaciones rusas han descubierto algo que podría cambiar drásticamente el panorama energético mundial, pero al mismo tiempo amenaza la estabilidad y la integridad científica que han sido la marca distintiva de la Antártida a lo largo de la historia. Estas reservas, que equivalen aproximadamente a diez veces la producción total del Mar del Norte en cincuenta años, podrían tener impactos de gran alcance no solo en el ámbito económico, sino también en el geopolítico y el medioambiental.

La eventualidad de que Rusia esté contemplando la aprovechamiento de estos recursos ha suscitado inquietud entre los miembros firmantes del Tratado Antártico, el cual prohíbe de manera explícita cualquier acción relacionada con la extracción de minerales y la militarización de la zona. Este acuerdo, rubricado en tiempos de la Guerra Fría, ha sido un pilar de estabilidad y colaboración científica. El empleo de operaciones de exploración disfrazadas de actividades científicas pone en tela de juicio la eficacia de este tratado y la disposición de Rusia a respetar sus principios.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: