El dueño del vehículo, Walter Cuccaro, dejó su Ford Focus en una calle de Palermo y se dirigió a un boliche de la zona para festejar el cumpleaños de un amigo. Cuando regresó después de algunas horas, se encontró con su automóvil destrozado a golpes pero no le habían robado nada.

Algunos vecinos comentaron que la alarma no paró de sonar desde las 20 hasta la 1 de la mañana. Intentaron pedir ayuda a la Policía, pero, al no estar presente el dueño no pudieron hacer nada. Seguido esto, un vecino enfurecido decidió detenerla a golpes.

0029063826.jpg

El propietario del vehículo contó que cuando llegó tenía la ventanilla rota, le habían sacado todos los fusibles y los habían tirado a la calle. Además, como no pudieron abrir el capot desde adentro, destruyeron el frente del auto, la óptica y la parrilla. También denunció que le rayaron la pintura con algún elemento punzante.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Las más leídas

Encuesta

El lunes aumenta el pan, ¿vas a consumir menos?

Si
No
No se
ver resultados