Alan, de 19 años, sigue en una clínica de Buenos Aires a la espera de concretar su rehabilitación tras sufrir un accidente que le provocó una lesión cerebral. Al menos como un mimo, Leonardo Ponzio, jugador de River, se había acercado a su habitación para visitarlo y regalarle una camiseta firmada del club de sus amores.

Tristemente, ese obsequio fue robado del placard de su habitación en la clínica donde se encuentra internado y su madre intentó por todos los medios que se la devuelvan. “La usa cada vez que juega el club de sus amores”, contó en su momento la mujer.

Por eso esta semana el futbolista volvió a visitar a Alan en un trabajo conjunto con la clínica para llevarle una nueva camiseta, esta vez con las firmas de todo el plantel del campeón más reciente de la Copa Libertadores.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario