DEPORTISTA POR JUJUY

Martín Rospide tiene 40 años y supo brillar en lo mal alto del rugby nacional jugando como pilar de la Primera de Rugby en el San Isidro Club (SIC) por casi 12 años. Pero ahora su desafío es otro, un sueño que comenzó en Jujuy.

Tras muchos años de deporte federado con el rugby, decidió retirarse a los 32 años y siguió su pasión por los deportes, con la bicicleta, las caminatas y el trote, hasta que el running lo atrapó. “Me fui enganchando y me anoté en maratones de calle de 10, 21 y 42 kilómetros, y después pasé a las de aventura de hasta mil millas en el volcán Lanín y el cerro Catedral, en Río Negro”.

Entre Jujuy y Salta.jpg

El deportista busca recorrer los 5093 kilómetros que separan nuestra provincia con Santa Cruz a trote. Y su aventura comenzó el mes pasado en La Quiaca. La idea es hacer toda la travesía por Ruta Nacional 40 y llegar a Cabo Vírgenes el 14 de enero del 2020.

Para Martín tener un desafío especial era su objetivo. “No sabía si hacer algún recorrido en bicicleta por la Patagonia o el Camino de Santiago, en España”, pero tras conversar con Rodolfo Rossi, un maratonista que en el 2015 corrió la Ruta 40 de Norte a Sur, se decidió.

Aventura por Jujuuy.jpg

“Me pareció una experiencia espectacular -admite-. La charla con él fue el empujón que me motivó a llevarlo adelante y tomarlo como un desafío personal”. Y durante meses entrenó tres horas por día para afrontar tamaño esfuerzo.

El 1 de septiembre comenzó en La Quiaca a materializar su idea. Junto a dos amigos que lo acompañan en una camioneta asistiéndolo con comida y bebida. “A veces dormimos en la chata, que es como una casa rodante, pero también paramos en hosterías para tener una cama cómoda, comida elaborada y una ducha caliente”, contó Martín.

Descansando en Jujuy.jpg
Descansando en Jujuy

Descansando en Jujuy

Pero la aventura también tiene un fin solidario. La ONG Ruta 40, de San Isidro, se sumó a la idea y antes del viaje comenzó a recolectar donaciones para donarlas en nueve escuelas rurales en el trayecto de las 11 provincias que recorrerá hasta el kilómetro cero en Cabo Vírgenes. En ese objetivo visito la escuela Nº 348 “Timón Cruz” en Santa Catalina, donde entregó la ayuda prometida.

Martin corre casi 40 kilómetros por día y en los 33 días de recorrido ya tiene casi 1200 kilómetros sumados. “No quiero volar, ni distraerme. Todavía quedan 103 días y tengo que estar concentrado”, y agregó que el descansó ya llegará. “Lo único que sé es que me voy a quedar unos días a descansar en Ushuaia”.

En la escuela de Santa Catalina.jpg
En la escuela de Santa Catalina

En la escuela de Santa Catalina

A los siete años, después de criarse viendo a su hermano entrenar en el Club Atlético San Isidro (CASI), Martín (40) fue de la mano de su padre a anotarse en rugby. Aunque a los pocos meses y fiel a su espíritu aventurero decidió dar un giro de 180 grados y cambiarse a la contra zanjera para estar con sus amigos del colegio.

En la ruta.jpg
En la ruta

En la ruta

Con el apoyo en cuatro ruedas.jpg
Con el apoyo en cuatro ruedas

Con el apoyo en cuatro ruedas

Camino por Jujuy.jpg
Camino por Jujuy

Camino por Jujuy

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario