Tiene 2.500 casos. 

Coronavirus en Sudáfrica: una misteriosa caída de casos

La caída en la curva de contagios de coronavirus en Sudáfrica desconcierta a los expertos, que no tienen respuestas.

Por  Andrea Miranda

Pasaron casi cinco semanas desde que Sudáfrica confirmara su primer caso de coronavirus. Hasta el 28 de marzo, la curva de contagios diarios crecía de forma acelerada y el comportamiento del nuevo virus era similar al de otros países que habían detectado infecciones en esas fechas. Sin embargo, desde ese día, la curva de casos nuevos cayó abrupta e inesperadamente: de 243 en un día bajó a solo 17 y desde ese momento el promedio diario quedó en unos 50 casos confirmados diarios. ¿Por qué? Es un misterio.

Las estimaciones debaten si se trata de que está funcionando una combinación de confinamiento temprano y estricto con un agresivo rastreo de casos, o si, por el contrario, es solo la calma que antecede al huracán. Actualmente cuentan 2.506 casos y 34 muertes por coronavirus.

Según ha aventurado el presidente, Cyril Ramaphosa, esta reducción de infecciones podría obedecer a las dos semanas de confinamiento obligatorio que, por eso, ha extendido hasta fin de mes - en principio finalizaban dentro de una semana -. Desde que comenzó la cuarentena, estimó el mandatario, el aumento diario de casos se redujo del 42% a "alrededor del 4%". Sin embargo, también ha dicho a fines de la semana pasada "demasiado pronto para hacer un análisis definitivo".

El desconcierto llega porque hay otros países - mucho, más de la mitad del mundo - que han impuesto confinamientos estrictos pero sin esos resultados en la curva de casos, que los médicos intentan explicar mientras el país y el continente se preparan para un impacto potencialmente devastador.

Preparación sanitaria

En Sudáfrica los hospitales están listos para el caos y los equipos médicos y las autoridades sanitarias se han preparado durante semanas para perfeccionar protocolos y planes de emergencia. A pesar de eso, los centros de salud siguen en calma.

"Es un poco extraño, misterioso. Nadie está seguro de qué está pasando", explica a la BBC Evan Shoul, especialista en enfermedades infecciosas en Johannesburgo. Y en el mismo sentido, Tom Boyles, infectólogo del Hospital Helen Joseph, uno de los centros de salud públicos más grandes de esa ciudad, también dice que están "un poco perplejos": "Lo hemos estado llamando la calma antes de la tormenta durante aproximadamente tres semanas. Estábamos preparando todo. Y simplemente no ha llegado. Es extraño".

coronavirus sudafrica.jpg
La misteriosa caída de contagios en Sudáfrica perpleja al mundo. / BBC Mundo

La misteriosa caída de contagios en Sudáfrica perpleja al mundo. / BBC Mundo

Aún no es tiempo de conclusiones firmes

A pesar de esta situación que el coronavirus ha presentado las últimas semanas en Sudáfrica, los expertos sanitarios coinciden en que es demasiado pronto para llegar a considerarla un avance definitivo o significativo y que, incluso, sería peligroso hacerlo.

Al no tener test generalizados, "es difícil predecir qué camino vamos a tomar: una tasa de infección alta, media o baja", explica a ese medio Stavros Nicolaou, un ejecutivo médico que coordina la respuesta al covid del sector privado. "Puede haber signos tempranos que sean positivos, pero mi temor es que las personas comiencen a sentirse complacidos (y bajen la guardia), en base a datos limitados".

En un punto similar, Precious Matotso, que está monitoreando el desarrollo de la pandemia en Sudáfrica para la Organización Mundial de la Salud (OMS), advierte: "Cuantas más personas se hagan las pruebas, más revelaremos si es una anormalidad o si es real".

Según han indicado críticos al Gobierno, el sistema de salud estatal ha tardado en implementar un régimen fuerte de test y actualmente depende demasiado de clínicas privadas. Del mismo modo, de acuerdo con la BBC, documentos internos del Departamento de Salud se refieren a la mala gestión y la disfunción dentro del sistema estatal, sobre todo en cuanto al lento número de pruebas.

La próxima etapa más probable del brote sería que el virus, que llegó a países africanos con viajeros y extranjeros, se trasladara a zonas más abarrotadas y pobres y se extendiera rápidamente. De hecho, es lo que los infectólogos todavía esperan.

Pero más allá de los test, lo que han notados estos médicos, tanto en Sudáfrica como en otros países vecinos, es que no hubo un aumento en los ingresos por infecciones respiratorias en hospitales, que sería indicación más probable de que el virus se propaga rápidamente, más allá de los test.

Teoría pero poco certeras

Hubo varias suposiciones que intentaron explicar la situación epidemiológica en Sudáfrica y la reducción de casos de coronavirus a partir de una supuesta protección adicional que tendrían los habitantes allí. Según algunos podría obedecer a una variedad de factores médicos, como la vacuna contra la tuberculosis, que es obligatoria y todos reciben al nacer, o el impacto potencial de tratamientos antirretrovirales.

"Estas ideas han estado ahí por un tiempo. Me sorprendería si fuera resultado de una vacuna... Eso son teorías. Probablemente no sean ciertas", dice Boyles y con él coincide Salim Karim, principal experto en VIH de Sudáfrica. “Son hipótesis interesantes", pero nada más que eso. "No creo que nadie en el planeta tenga las respuestas", señala.

coronavirus sudáfrica 3.jpg
El Ejército controla los confinamientos para contener al coronavirus en Sudáfrica.

El Ejército controla los confinamientos para contener al coronavirus en Sudáfrica.

coronavirus placa.jpeg

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: