Live Aid. 

Hoy se celebra el Día Mundial del Rock

Se reunieron los artistas más importantes para recaudar fondos para África. Queen la rompió toda. En su recuerdo, se instaló el Día Mundial del Rock.

13 de junio de 1985, las principales figuras del Rock and Roll se reunieron en el Live Aid, dos conciertos multitudinarios celebrados en Londres y Filadelfia, Estados Unidos, para recaudar fondos. Fue tal la magnitud del evento, que un año más tarde decidieron declarar dicha fecha como el Día Mundial del Rock. Hoy se celebra esa jornada.

El Live Aid fue el evento musical y solidario más importante de la historia y la gran convocatoria de artistas del rock europeo y estadounidense de la época. Queen, U2, Eric Clapton, The Who, Paul McCartney, Led Zeppelin, David Bowie, entre otros, participaron de este acontecimiento que, además, se transmitió vía satélite para todo el mundo y fue visto por 3000 millones de personas alrededor del mundo.

El motivo fue recaudar fondos en beneficio de los países de África, en concreto Etiopía y Somalia, parte del llamado “cuerno de la pobreza”. Pocos meses antes, de la mano del músico y activista Bob Geldof, se editó la canción Do They Know It's Christmas? con los mismos fines. Geldof fue quien encabezó la organización.

Queen - Bohemian Rhapsody (Live Aid 1985)

A propósito del Día Mundial del rock, en el canal de YouTube de Live Aid es posible encontrar las presentaciones filmadas el 13 de julio de 1985. Quizás la más destacada fue la que realizó la banda británica Queen, un concierto que fue elegido hace poco tiempo como la presentación más importante de la historia de la música en vivo. Los 20 minutos que duró la participación de Queen quedaron en la historia y su impacto también se refleja en YouTube más de 30 años después del concierto: las siete canciones que interpretaron superan las 207 millones de vistas. Ese show y su contexto pueden verse también en la reciente biopic Bohemian Rhapsody, que cuenta la historia de la banda.

David Bowie - Rebel Rebel (Live Aid 1985)

Pero otra de las grandes historias de esa jornada épica fue el viaje de Phil Collins, que se dio el gusto de tocar en ambas sedes. Para lograrlo, tocó primero en Wembley como solista y como baterista de Eric Clapton, luego viajó en avión hasta Londres; desde ahí voló en un Concorde hasta Nueva York, primero y en helicóptero hasta Filadelfia, después, para volver a tocar como solista y también como baterista de la reunión de Led Zeppelin.

Una jornada épica que consagró al Rock And Roll y merece recordarse cada año.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: