El sábado se disputará la segunda Superfinal por la Copa Libertadores entre River y Boca. Ante la proximidad, el estadio de la Bombonera recibió una amenaza de bomba, frente a esto los empleados del club que desempeñan tareas allí debieron ser tralsadados a la zona de quinchos por seguridad.

La amenaza llegó a través de un llamado al 911 y la División Explosivos de la Policía de la Ciudad se apersonó en las instalaciones para recorrer la cancha. El plantel de Boca se entrenó por la mañana en Casa Amarilla, por lo que no se encontraba en el lugar.

Boca dormirá y comerá en el Eurostar Mirasierra. Y se entrenará en el complejo de la Federación Española, en donde se suele concentrar la selección campeona del mundo en Sudáfrica 2010.

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario