Salud.. 

Cuáles son las mejores posturas de yoga para aliviar dolores de espalda

Practicar yoga puede ayudarte a relajar el cuerpo y mente al mismo tiempo que mejoras la postura. Te recomendamos algunas posturas para aliviar los dolores de espalda.

Por  Redacción de TodoJujuy.com

El dolor de espalda puede ser muy limitante, ya que, para desenvolvernos en nuestro día a día, solemos utilizar todos los músculos de esta zona. Practicar yoga puede ser útil para aliviar esos dolores en la zona.

Bienestar
El yoga aporta grandes beneficios.

El yoga aporta grandes beneficios.

Posturas de yoga para aliviar los dolores de espalda

La postura del gato-vaca ayuda a aliviar la tensión en toda la columna vertebral, desde la parte superior y la zona intermedia hasta la zona lumbar, incluso en el coxis y las caderas. También aumenta la conciencia postural, lo que se traduce en una postura más erguida durante el día.

Primero, ponete en la postura de la mesa, con las manos y las rodillas sobre el tapete. Asegurate de que las manos coincidan con los hombros, y las rodillas, con las caderas. La parte superior de los pies debe quedar apoyada sobre el tapete, de forma que estén completamente relajados. La columna debe quedar correctamente alineada y formar una línea recta, desde la coronilla hasta el coxis. Ahora, inhala mientras cambias a la postura de la vaca. Arquea la espalda mientras elevas la coronilla y el coxis, con la columna estirada. A continuación, exhala y haz la postura del gato. Lleva el ombligo hacia la columna y redondea la espalda hasta sacar una joroba. Alterna ambas posturas dentro de tu rango de movimiento.

Postura del perro boca abajo. Esta postura ayuda a fortalecer el tren superior del cuerpo y a estirar la zona lumbar y los isquiotibiales. Las posturas invertidas pueden resultar problemáticas para las personas con problemas de articulaciones en el tren superior. Si al hacer la postura del perro boca abajo te duelen las articulaciones, evítala y prueba una postura de yoga diferente para aliviar el dolor de espalda.

Colócate en la postura de la mesa. Separa los dedos y hacé fuerza con las manos mientras exhalas, aprieta los dedos de los pies y levanta las rodillas del tapete. Comienza a estirar las piernas y coloca el cuerpo en una especie de V invertida. Eleva las caderas hacia el cielo mientras empujas los talones hacia el tapete. Los brazos y las piernas deben estar totalmente rectos, pero sin forzar.

Ejercicio
El dolor de espalda puede ser muy limitante, ya que, para desenvolvernos en nuestro día a día, solemos utilizar todos los músculos de esta zona.

El dolor de espalda puede ser muy limitante, ya que, para desenvolvernos en nuestro día a día, solemos utilizar todos los músculos de esta zona.

Torsión espinal supina. Suele hacerse al final de las sesiones de yoga, pero podes practicarla en cualquier momento del día para estirar el pecho y aumentar la movilidad de la columna vertebral. Los movimientos que impliquen una torsión deben ser lentos y controlados, sin hacer ningún movimiento articular adicional. De esta forma, minimizarás los riesgos de hacerte un daño mayor.

Acostate sobre el tapete con los brazos estirados formando una T. Flexiona las rodillas y apoya las plantas de los pies sobre el suelo. Ahora estira la pierna derecha hacia abajo. A continuación, lleva la pierna izquierda sobre la derecha, con la rodilla en 90 grados. Deja que el peso de la pierna izquierda descanse en el suelo y coloca la mano derecha sobre el exterior de la rodilla derecha. Respira y descansa durante 30 segundos. Ahora hacé lo mismo con el otro lado.

Media postura del señor de los peces. Es una torsión de columna sobre el suelo que estira y gira el tren superior del cuerpo. Entre sus ventajas, mejora la postura y alivia tensiones. Algunos entusiastas del yoga incluso afirman que esta postura ayuda a hacer la digestión.

Sentate sobre el tapete con las piernas estiradas frente a vos. Ahora, lleva la pierna derecha debajo, de forma que el pie toque la parte exterior de la cadera izquierda. Flexiona la rodilla izquierda y coloca el pie izquierdo al lado de la rodilla derecha, por fuera. Apoya la mano derecha en el suelo, al lado de la cadera derecha. Exhala y gira el tren superior del cuerpo hacia la derecha, apartándolo de la pierna izquierda. Mantené los hombros relajados, el pecho abierto y la columna estirada. Tu mirada debe acompañar el sentido de la rotación. Coloca el codo izquierdo en 90 grados y poné la parte posterior del antebrazo sobre la parte exterior de la rodilla izquierda, con la palma abierta. Respira y relájate durante 30 segundos o tanto tiempo como te resulte cómodo. Volvé a la posición inicial y haz lo mismo con el otro lado.

Postura del niño. Esta inclinación es perfecta para aliviar el estrés y relajar los músculos de la zona lumbar, las caderas y los muslos. Arrodíllate sobre el tapete, con las piernas flexionadas debajo de las caderas. Los dedos de los pies deben tocarse. Exhala y baja el tren superior y los hombros hacia el suelo. Extiende los brazos hacia delante y apoya las manos con las palmas sobre el tapete. Descansa la frente sobre el tapete. Quédate en esta posición tanto tiempo como lo necesites.

Postura del saltamontes. Es una postura de iniciación que se hace boca abajo sobre el tapete. Con los brazos estirados a cada lado, eleva la coronilla y los dedos de los pies en direcciones opuestas. Esta postura ayuda a fortalecer la parte posterior del torso y la parte posterior de las piernas. Tené en cuenta que no se recomienda si tienes una lesión grave en la espalda.

Beneficios del yoga

Ayuda a bajar de peso, alivia tensiones, logra la paz interior, mejora el sistema inmunológico, se consigue mayor toma de conciencia, aporta energía y aporta flexibilidad.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: