Consejos.. 

Cómo preparar mermelada de naranja con la receta de la abuela

¡Te ofrecemos la receta para hacer una mermelada de naranja casera! El resultado es exquisito y su preparación es sencilla. ¡No puedes dejar de probarla!

Por  Redacción de TodoJujuy.com

Durante los meses fríos de invierno, generalmente se percibe una disminución en la oferta de verduras en la huerta. No obstante, el invierno es el momento ideal para disfrutar de una de las frutas más populares: la naranja. Dado que están en su punto óptimo, te mostraremos cómo hacer una deliciosa mermelada con ellas.

Una de las bondades de elaborar nuestras propias mermeladas en casa radica en la posibilidad de regular la cantidad de azúcar que añadimos. Aquí te presentamos las proporciones que aseguran una conservación prolongada de la mermelada, pero si tienes pensado consumirla en el corto plazo o prefieres un sabor menos dulce, puedes optar por utilizar solo el 30 % del peso de la fruta en lugar del 50 %, como se hace habitualmente. No obstante, es recomendable almacenarla en el refrigerador.

Una de las ventajas de preparar nuestras mermeladas caseras es poder controlar la cantidad de azúcar.

Además, es importante destacar las oportunidades que se abren al emplear especias para agregar un toque distintivo a la mermelada. Aunque en esta receta nos limitaremos a la elaboración tradicional, sin agregar nada más, te animamos a explorar tu creatividad culinaria con nuevas mezclas de sabores, como canela, vainilla o incluso un toque sutil de cardamomo o romero, si deseas experimentar con combinaciones más audaces.

Finalmente, en la receta te explicamos cómo lograr una mermelada de naranja dulce con la cáscara, detallando el proceso para suavizar el sabor de las cáscaras de naranja. Sin embargo, si prefieres conservar ese toque amargo que resalta tan bien con esta fruta, no será necesario seguir este paso. ¡La elección de la preparación final queda en tus manos!

Información de la receta

  • Tiempo de preparación: 15 minutos
  • Tiempo de cocinado: 40 minutos
  • Tiempo total: 55 minutos (más 2 horas de reposo)
  • Raciones: 25, 500 g
  • Categoría: postres
  • Tipo de cocina: internacional
  • Calorías por ración (kcal): 47
La receta sale perfectamente con un 30 % del peso de la fruta, en lugar del 50%.

Ingredientes de la mermelada de naranja

  • 4 naranjas grandes (500 g aproximadamente una vez peladas)
  • 250 g de azúcar (a ajustar según el peso de las naranjas)
  • 1 limón

Cómo hacer mermelada de naranja

Para comenzar, vamos a seleccionar unas 4 naranjas grandes y las lavaremos cuidadosamente por fuera. Después, procederemos a retirar la cáscara con un cuchillo o un pelador de verduras, procurando eliminar la menor cantidad posible de la parte blanca para evitar que amargue. Una vez completado este paso, cortaremos toda la cáscara en tiras delgadas.

Si deseamos suavizar el sabor final de la mermelada, calentaremos un poco de agua y, cuando esté hirviendo, agregaremos las cáscaras, permitiendo que hiervan durante aproximadamente 5 minutos. Luego, las escurriremos y desecharemos el agua de cocción.

Además, vamos a proceder a pelar las naranjas con un cuchillo, asegurándonos de retirar la capa externa, que suele ser más resistente. Luego, las cortaremos en trozos, teniendo cuidado de eliminar la parte dura que se encuentra en el centro.

En la receta te contamos cómo obtener una mermelada de naranja dulce con piel.

Una vez que las naranjas estén preparadas, las pesaremos junto con las cáscaras para poder determinar la cantidad de azúcar necesaria. Después de pesarlas, añadiremos la mitad de su peso en azúcar. En nuestro caso, las naranjas pesaron finalmente 530 g, así que agregamos un total de 265 g de azúcar.

A continuación, combinamos con el jugo de 1 limón, cuya finalidad es prevenir la cristalización del azúcar y proporcionar un efecto antioxidante para preservar el color de la preparación final. Dejamos reposar durante al menos un par de horas o, de ser posible, durante toda la noche, para permitir que el azúcar extraiga los jugos de la naranja adecuadamente.

Una vez que haya reposado adecuadamente, comenzamos a calentar la olla a fuego medio, permitiendo que alcance temperatura gradualmente para evitar que se queme. Una vez que comience a hervir, si aparece espuma en la superficie, la eliminamos con una espumadera. Este procedimiento mejora el aspecto de la mermelada y ayuda a prolongar su tiempo de conservación, ya que las impurezas tienden a concentrarse en la espuma.

Permitimos que la mermelada cocine durante aproximadamente 40 minutos desde que comience a hervir, revolviendo ocasionalmente con una cuchara de madera. Mientras se cocina, colocaremos un plato en el congelador que utilizaremos más tarde para verificar la consistencia de la mermelada.

Para empezar, es necesario tomar unas 4 naranjas grandes y las vamos a lavar muy bien por fuera.

Después del tiempo de cocción especificado, verificamos que la mermelada esté lista, ya sea midiendo su temperatura (105 ºC) o realizando la prueba del plato. Para ello, retiramos el plato del congelador, colocamos un poco de mermelada y esperamos a que se enfríe. Si podemos trazar un surco en la mermelada sin que se cierre, significa que está en su punto. En caso contrario, limpiamos el plato y lo enfriamos nuevamente. Después de 5 minutos adicionales de cocción, repetimos la prueba.

Para concluir, podemos optar por dejarla tal como está o darle un toque suave con la batidora para obtener una consistencia más homogénea, sin necesidad de triturar completamente para conservar parte de su textura. Por último, transferimos la mermelada a frascos y la dejamos enfriar antes de consumirla.

Copyright © TodoJujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.
En esta nota:
Comentarios: