Las compras por internet tienen esta clase de cuestiones a las que hay que prestar atención. Es que a veces un dato que parece menor puede hacer una gran diferencia. En este caso, una chica quiso comprar relleno para almohadones pero nunca se fijó en el tamaño del artículo que adquiría.

Carolina sólo quería arreglar un almohadón que, con tanto uso ya estaba medio abollado. Entonces entró en el clásico sitio web de transacciones on line y buscó relleno. Claro, nunca miró con detenimiento las características de su pedido y, como necesitaba bastante, pidió dos bolsas.

Resultó que unos días más tarde le llegaron dos inmensos bolsones que tenían casi el mismo tamaño de la puerta de entrada de su departamento. Tan grandes eran los bultos que los encargados de seguridad del edificio reportaron una mudanza en el edificio.

Con humor y picardía, la tuitera que ostenta más de 8 mil seguidores en su cuenta, contó el episodio en las redes sociales y se volvió viral. La historia cosechó 15 mil retuits y casi 70 mil "me gusta", además de sumar las experiencias similares de otros usuarios, que también contaron sus extrañas compras por error.

Así apareció la historia de la "mini sillita" y varios memes comparando a los bolsones amarillos con Minions, los personajes de la película animada "Mi villano favorito". También recibió varias ideas y propuestas sobre qué hacer con los enormes paquetes para que no tenga que tirarlos. ¿Habrá más episodios de esta novela?

Fuente: Clarín

visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario