Estudiantes lo hizo de nuevo: volvió a festejar en el clásico de La Plata y dejó a Gimnasia hundido en la tabla de los promedios -a falta de tres fechas lleva cinco puntos sobre los últimos que estarían perdiendo la categoría.

Pese al triunfo del León, el primer tiempo fue muy disputado, con pocas situaciones de riesgo, pero se rompió por un error del árbitro Germán Delfino, quien expulsó mal a Lorenzo Faravelli, cuando se jugaban 29 minutos.

Ese falló obligó al Indio Ortiz a meter mano en el equipo -sacó a Jesús Vargas y metió a Horacio Tijanovich- y el León empezó a tener más presencia en tres cuartos. De un corner desde la derecha llegó el gol: Lucas Albertengo ganó muy solo de arriba y sentenció a Martín Arias.

En el complemento los dos tuvieron chances. El Lobo estuvo muy cerca del empate mediante un cabezazo de Maximiliano Coronel desde una posición inmejorable. Y el Pincha, con muchos espacios para la contra, tuvo la más clara en los pies de Carlo Lattanzio, que estrelló un zurdazo en el travesaño. Sobre el cierre fue expulsado en el vencedor Mateo Retegui, quien estuvo solamente dos minutos en cancha.

Con la victoria el León estiró, además, su marcada paternidad sobre su máximo rival: lleva más de 9 años sin caer en el clásico -el último triunfo del Lobo fue en febrero de 2010- y estiró la ventaja a 13 partidos.

FUENTE: TyC Sports
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario