Desde antes del triunfo de Alberto Fernández en las elecciones del 27 de octubre las relaciones diplomáticas entre Brasil y la Argentinas se habían puesto tensas, cuando el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, amenazó con excluir a nuestro país del Mercosur si ganaba el peronismo y volvían las políticas económicas proteccionistas de tiempos de Cristina Kirchner.

Apenas se conoció el resultado de las elecciones que le dieron la victoria a Fernández, Bolsonaro dijo públicamente que los argentinos “se equivocaron” al elegir como próximo mandatario al dirigente peronista. Y ahora la tensión se está haciendo más fuerte.

El titular del Palácio do Planalto anunció de entrada que no viajará a Buenos Aires para la asunción de Fernández, pero había informado que lo representaría su vice, el moderado general retirado del Ejército Hamilton Mourão. Sin embargo, según un comunicado de hoy de su vocera, Bolsonaro también dio marcha atrás con esa ide y, según trascendió, un ministro lo reemplazaría: “El presidente de la República designará un ministro como su representante, después que el gobierno brasileño reciba la invitación a la ceremonia de asunción del nuevo presidente de la Argentina”.

La tensión diplomática no parece mejorar, en especial porque el líder de Brasil no tiene una buena relación con Alberto. De hecho, es miércoles tuiteó: "MWM, fábrica de motores americanos; Honda, gigante de automóviles y L'Óreal anunciaron el cierre de sus fábricas en Argentina e instalación en Brasil".

Sin embargo, según TN, los responsables de Honda Argentina y de L'Óreal negaron esos dichos. Bolsonaro tuvo que borrar el tuit.

image.png

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario