Leonela Ayala y su pareja quedaron detenidos por el asesinato de Sheila, una niña de 10 años en la provincia de Buenos Aires. La abogada de su tía sostuvo que su defendida “no estuvo” en su casa y aseguró que está "totalmente quebrada" por las acusaciones en su contra.

“En este momento, está doblemente mal. Perdió a su sobrina y perdió a su bebé”, manifestó Mónica Chirivín en medios nacionales. La letrada afirmó que la mujer, que también era madrina de la víctima, fue "ajena al hecho" y, en cambio, apuntó contra su pareja, Fabián González Rojas. “Es una chica que siempre respondió a los mandatos de su marido. Trató de buscar a su sobrina porque no sabía”, señaló.

Chirivín desmintió además las primeras declaraciones que trascendieron de la detenida, sobre el consumo de alcohol y drogas. “No existen”, aseguró. Se refería a la versión que la pareja brindó en el momento de su detención. "Tomamos droga y alcohol y no sabemos cómo llegamos a eso", dijeron.

FUENTE: Todo Noticias
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario