Uno de los momentos más emotivos, durante la visita de los familiares en el cementerio de Darwin, se dio cuando Omar René Tabárez tocó con su trompeta el toque de silencio, en homenaje a los soldados allí sepultados.

Tabárez y su trompeta tienen una historia especial, que comenzó el 2 de abril de 1982, cuando formando parte del Regimiento de Infantería 25 de la localidad de Sarmiento, en Chubut, llegó a Puerto Argentino y tocó la Diana de Gloria, mientras se izaba por primera vez en las Islas Malvinas la bandera argentina.

Te puede interesar: Reconocieron a otros dos caídos en Malvinas y restan 10 cuerpos por identificar

Durante la guerra, Tabárez tocaba la Diana en la casa del gobernador, cuando se izaba la bandera y realizaba el toque reglamentario, y cuando caían las bombas inglesas.

"En Darwin descansan los 12 apóstoles, los integrantes de la sección BOTE del RI 25, comandada por el teniente Roberto Néstor Estévez, que murieron el 28 de mayo en las batallas de Combate del Cerro Darwin y de Pradera del Ganso, imaginate mi emoción".

Cuando la guerra terminó, Tabárez se aprestaba a embarcar en el buque Norland, con destino a Puerto Madryn cuando un soldado escocés le quitó la trompeta pensando que se trataba de un arma en una caja y se la quedó como trofeo de guerra.

"El que me quitó la trompeta fue Tony Banks, que la tuvo en un museo en Escocia y luego en el despacho de su empresa. Le hacía mal ver el instrumento que sentía que no le pertenecía y 28 años después decidió que debía volver a su dueño”.

Y agrega: "Me encontraron y el 14 de junio de 2010, Tony vino a Buenos Aires y me la devolvió. 'Ahora voy a poder morir en paz', me dijo".

FUENTE: La Nación
visitimg

Copyright Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Deja tu comentario