La vuelta al fútbol sigue algo lejos, pero los entrenamientos parece que no tanto. Después de la polémica por el regreso al trabajo, Nicolás Russo, presidente de Lanús y secretario ejecutivo de AFA, anunció que los entrenamientos volverán entre el 5 y 10 de agosto.

El dirigente dijo que salvo que ocurra una catástrofe, esa es la fecha estimada y que la competencia sería un mes después. "Septiembre se podrá estar jugando, y para eso esta semana, posiblemente el miércoles, se terminarán de armar los protocolos correspondientes".

“Hay presiones y necesidades”, aclaró el dirigente del fútbol."La Conmebol intentará arrancar cuando estemos los 10 países sudamericanos disponibles, y en ese sentido creemos que arrancarán los últimos días de septiembre o los primeros de octubre en toda la región", dijo Russo sobre los entrenamientos y partidos.

Te puede interesar: Primera transferencia en pandemia: Herrera ya es refuerzo de San Lorenzo

Mañana habrá una reunión vía zoom entre la Comisión Médica de AFA y los representantes de todos los clubes del fútbol argentino donde se definirán los protocolos. "Habrá que ver cómo se juega el próximo torneo y si lo dividimos en algunas zonas. Agremiados ya sabe que se puede extender hasta los últimos días de diciembre y la idea es también jugar la Copa Argentina", remarcó Russo.

Claro que no todos parecen estar de acuerdo con estas fechas. Por ejemplo José Lemme, el presidente de Defensa y Justicia y miembro de AFA, equipo que juega la Copa Libertadores, desmintió a Russo: "Hoy no existe nada que indique que en agosto se volverá a las prácticas"

"Y nosotros tampoco tenemos nada hablado y ninguna novedad sobre la vuelta de la Copa Libertadores. Habrá que esperar a lo que diga el gobierno y como se van dando las cosas. Por supuesto hay una ansiedad grande por volver, pero hay que esperar”, enfatizó.

"Pero lo concreto es que aún cuando no volvamos a los entrenamientos en breve, no nos podemos dar el lujo de no jugar la Copa Libertadores. No pasa por mi cabeza pensar en que algunos clubes jueguen la Copa y otros no. Se debería jugar aunque sea con menos preparación física, pero dejar de participar porque sería un papelón“, advirtió.

Para Lemme ningún equipo tendrá desventaja deportiva en la Copa Libertadores si entrena más tarde y apuntó contra quienes esgrimen esa hipótesis. “Me parece que es más importante la salud que pensar en eso, aunque sea cierto que nosotros llegaremos con menos preparación, pero se debería jugar en el mes de septiembre”.

Te puede interesar: La Supercopa entre River y Racing podría jugarse en el 2021

"Pero por el momento desde la AFA no nos mandaron nada, aunque sé que estaban trabajando en el tema. Nosotros habíamos preparado algo que no se aleja mucho de los protocolos que se pueden llegar a usar. Defensa y Justicia tiene la suerte de estar de contar con un lugar con muchas canchas, en un espacio abierto donde se podría llegar a trabajar sin inconvenientes. Creo que nuestro club tiene la posibilidad de comenzar a trabajar de una forma prolija, pero eso será el día que nos den el alta”, cerró sobre las competencias que se avecinan, entre ellas la Copa Libertadores.

El ministro de Salud, Ginés González García, había dicho semanas atrás que la actividad se retomará cuando todos estén en condiciones de volver, lo que incluye a los clubes del ascenso que no pueden solventar los protocolos previstos esencialmente para los clubes de primera división y el Nacional, tanto sea por cuestiones logísticas como económicas.

Copyright  Todojujuy.com Por favor no corte ni pegue en la web nuestras notas, tiene la posibilidad de redistribuirlas usando nuestras herramientas. Derechos de autor reservados.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario